Pirateado un servidor médico para jugar a 'Call of Duty'

Alberga el historial médico de 230.000 pacientes, pero los asaltantes no estaban interesados en los datos

La empresa estadounidense Seacoast Radiology ha advertido a sus clientes que desde noviembre del año pasado ha detectado una intromisión no autorizada en los servidores donde alberga el historial médico y datos de facturación. Esta semana ha remitido un aviso a 230.000 pacientes para que revisen si han sido objeto de algún tipo de robo o estafa. De todos modos, los asaltantes, cuyas direcciones apuntan a un país escandinavo pero que podrían ocultar el auténtico origen, no estaban interesados en los citados datos. Utilizaron los servidores para jugar partidas multijugador en línea del juego Call of Duty: Black Ops.

El servidor alberga el nombre de los pacientes, el número de la seguridad social, direcciones, teléfonos, diagnósticos médicos y códigos de procedimiento para la facturación de los servicios. En los mismos no había el número de las cuentas corrientes o de tarjetas de crédito. La compañía ha justificado el retraso entre la detección del asalto y la notificación a los clientes porque necesitó evaluar el tipo de información recopilada y tomar las decisiones apropiadas tras una discusión interna sobre las mismas.

Más información
48 horas para crear un videojuego

"Los piratas no tenían ningún interés en los datos", asegura una experta en seguridad, buscaban aprovechar el espacio y el ancho de banda de los servidores.

Call of Duty es un juego bélico de disparos en primera persona que ha tenido distintas versiones desde 2003, cuando fue lanzado, y figura en las primeros puestos de los juegos de más éxito.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS