Bruselas da carpetazo a la investigación sobre Microsoft y los navegadores

El acuerdo se cierra sin multa para la empresa norteamericana

Bruselas está satisfecha con los remedios ofrecidos por Microsoft para abrir el mercado de los navegadores y no ser acusado de aprovechar su posición dominante en los sistemas operativos, Windows, para favorecer la implantación de su navegador Explorer. La Unión Europea da carpetazo al tema y no multa a la empresa.

En la pantalla de inicio de Windows se podrán ver los navegadores más usados en la UE y el usuario podrá escoger. El Ejecutivo comunitario considera que este sistema fomentará la competencia y facilitará la aparición de nuevos productos. También los fabricantes de ordenadores podrán instalar navegadores rivales del Explorer, establecerlos como predeterminados o desactivar el producto de Microsoft.

Más información

El Ejecutivo comunitario ha convertido este miércoles los compromisos asumidos por el gigante informático en jurídicamente vinculantes. Ello significa que si Microsoft los incumple, Bruselas podría imponer una multa de hasta el 10% del volumen de negocios de la compañía sin tener que demostrar que ha vulnerado las normas de competencia. Además, la Comisión revisará los compromisos en dos años y la empresa de Redmond deberá informarle regularmente sobre su aplicación, empezando dentro de seis meses.

Microsoft había ofrecido como solución que Windows presentara al internauta las distintas opciones de navegador que existen. El problema pendiente de solucionar era en qué orden se presentaban estas opciones. El alfabético, por ejemplo, molestaba a Opera. Microsoft propuso finalmente que se presentara bajo un orden aleatorio. "Millones de consumidores europeos se beneficiarán de esta decisión y tendrán plena libertad para escoger el navegador que quieran usar", ha manifestado la comisaria para temas de competitividad, Neelie Kroes.

El pacto tendrá una vigencia de cinco años. La UE acusó en enero a Microsoft de intentar evitar la competencia de otros navegadores asociando su Internet Explorer a Windows, el sistema operativo mas implantado en los ordenadores domésticos. La primera acusación formal contra esta práctica procedió el navegador noruego Opera. Internet Explorer concentra el 56% de todo el tráfico de Internet, mientras que Firefox tiene un 32%.

Ya sólo queda un tema pendiente entre Bruselas y Microsoft pero hoy The Wall Street Journal lo da también por cerrado.

En julio de 2009, Microsoft también realizó proposiciones sobre la información que suministrará a sus rivales para facilitar la compatibilidad de sus productos con Windows, Windows Server, Office, Exchange y Share Point. Tras negociar con el Ejecutivo comunitario, el gigante informático ha publicado este miércoles una versión mejorada. El Ejecutivo comunitario ha acogido con satisfacción este paso y analizará cuidadosamente la nueva información para ver si puede cerrar la última investigación pendiente sobre Microsoft referida a la interoperabilidad.

Larga lista de multas

La Comisión Europea ha impuesto ya a Microsoft tres multas cuyo importe asciende a casi 1.700 millones de euros. La primera, en marzo de 2004, por valor de 497 millones de euros por abuso de posición dominante; y la segunda, en julio de 2006, que ascendió a 280,5 millones de euros, por no ofrecer a la competencia suficiente información sobre interoperabildad. En febrero de 2008 impuso una nueva sanción de 899 millones de euros, la más alta de la historia de la UE a una única empresa, por cobrar un precio excesivo por la información que suministra a sus rivales para fabricar productos compatibles con Windows.

Lo más visto en...

Top 50