BLOGS

LinkedIn quiere conquistar las redes profesionales

Durante un encuentro informal de 'bloggers' presentaron sus planes de futuro

En la tarde noche del martes, en la terraza del antiguo hotel Victoria, hoy Hotel Meliá Plaza de Santa Ana, LinkedIn, una red social de marcado profesional, sacó su cara más lúdica para mostrar sus planes de cara al mercado español entre bebidas, pinchos y conversaciones distendidas.

Kevin Eyres, texano afincado en Londres, es el encargado de poner en marcha la expansión al Viejo Continente. En todo momento tuvo junto a sí un cuaderno para tomar notas y aceptar sugerencias para mejorar su red social. Entre los puntos más criticados estaba la necesidad de rellenar todo el perfil para poder disfrutar al máximo de sus posibilidades. Según como se mire, esto puede ser un punto fuerte o flaco. Los presentes, en su mayoría bloggers, mostraron su escepticismo por este tipo de redes profesionales pues en su opinión, en España "sigue pesando mucho a quién conoces en el mundo real al margen de la red y muchos contactos profesionales se hacen persona a persona".

Más información

Mientras la empresa se empeñó en destacar lo mucho que cuidan la privacidad y confidencialidad de los datos aportados, los invitados quisieron destacar que, aunque no cuente con muchas aplicaciones superflúas o de entretenimiento, una de las partes más interesantes de LinkedIn es la dedicada a hacer preguntas de tipo laboral para compartir conocimiento. Elogiaron cómo la gente se anima a contar qué sabe y construir un saber común.

Como viene siendo habitual se citaron otras redes de diferente carácter que triunfan en España como Facebook y Tuenti, o webs de búsqueda de trabajo, pero no se aportaron datos sobre el número de usuarios registrados, su grado de satisfacción o la utilidad que encuentran en ella.

Antes del analógico reparto de tarjetas de visita, Kevin Eyres confirmó que aunque en Europa por el momento sólo trabajen ocho personas su intención es tener una oficina en varios países entre los que España no es una excepción. El entusiasmo de los españoles con las redes sociales son el mejor aval en esta decisión estratégica: "En otros países hay que convencer más a la gente. Aquí, si pruebas algo y les resulta práctico, si funciona, son muy fieles y adoptan muy rápido los servicios".

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50