Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El pacto entre Cope y Vocento, en el aire

El CAC advierte de que algunas emisoras están obligadas a emitir en catalán

 El proyecto de la Cope, la cadena radiofónica gestionada por la Conferencia Episcopal, para absorber las emisoras de Vocento, que operan bajo la marca Abc Punto Radio, puede verse obstaculizado por los organismos reguladores. En especial por el Consejo Audiovisual de Cataluña (CAC), que ha solicitado una copia del acuerdo suscrito entre ambas compañías para estudiar si el modelo de programación se ajusta a los compromisos adquiridos en su día por algunas de las emisoras que obtuvieron una licencia de la Generalitat catalana y que, posteriormente, pasaron a formar parte de Abc Punto Radio.

En concreto, el CAC advierte a Onda Rambla, una pequeña cadena propiedad del periodista Luis del Olmo, integrada en Punto Radio y cuyas frecuencias fueron adjudicadas en Cataluña. La autoridad audiovisual —que solo tiene competencias sobre los medios de radio y televisión que emiten en esa comunidad— recuerda que la formalización de cualquier negocio de carácter jurídico que afecte a las licencias requiere “autorización previa” del propio consejo. Del Olmo se llevó sus 11 licencias de Onda Rambla a Punto Radio hace ocho años, justo después de romper con Onda Cero.

Además, el CAC deja claro que las frecuencias de Onda Rambla están obligadas a cumplir los compromisos asumidos en el pliego de condiciones del concurso. Entre esas obligaciones figura, por ejemplo, la elaboración de un 25% de la programación diaria íntegramente en catalán. Estas mismas trabas podrían alcanzar a las licencias que el Gobierno del País Vasco otorgó al grupo Vocento.

La alianza entre Vocento y la Cope afecta no solo a la gestión de las emisoras sino a los contenidos. Ambas redes compartirán, según anunciaron hace un mes, una misma programación en cadena. Este acuerdo —supeditado a la autorización de la Comisión Nacional de la Competencia— llevará consigo el cierre de Abc Punto Radio, que ha puesto en marcha un expediente de regulación de empleo que afecta a sus 136 trabajadores.