Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía realiza varias cargas contra los estudiantes en Barcelona

Miles de estudiantes colapsan el centro de la capital catalana en sus protestas contra los recortes

Las movilizaciones, convocadas en 25 ciudades, discurren con normalidad en Valencia

Un centenar de estudiantes han irrumpido en la sede de la cadena SER en Barcelona.
Un centenar de estudiantes han irrumpido en la sede de la cadena SER en Barcelona.

La protesta estudiantil convocada hoy en 25 ciudades españolas ha derivado en violencia en Barcelona, donde la policía ha cargado contra varios grupos al término de la manifestación que arrancó por la mañana en la plaza de la Universitat y colapsó el centro de la capital catalana. La marcha, convocada por la Plataforma Unitaria en Defensa de la Universitat Pública (PUDUP) con los lemas No pagaremos su estafa y Salvemos la universidad pública, recorrió la calle de Pelai, la plaza de Cataluña, el paseo de Gràcia y regresó a la plaza de la Universitat. Allí un grupo de manifestantes y agentes antidisturbios se enzarzaron en una batalla cuando los primeros empezaron a quemar contenedores y tirar piedras contra los agentes. Muchos estudiantes se han refugiado en el interior del recinto histórico de la Universidad de Barcelona (UB) y la policía, que ha detenido al menos a dos personas,  tiene rodeada la zona, informa Ivanna Vallespín.

Cataluña, Valencia y Madrid han sido los principales focos de las movilizaciones de universitarios y alumnos de secundaria convocadas hoy en España contra los recortes educativos y la "brutalidad policial" en las recientes protestas estudiantiles en Valencia. Se trata de la primera movilización general de estudiantes en los dos meses de gobierno del PP.

Llas protestas comenzaron ya a primera hora de la mañana. Estudiantes de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) cortaron la autopista AP-7 a la altura de Bellaterra y la carretera B-30 en Cerdanyola del Vallès. Los cortes de tráfico provocaron retenciones de hasta 11 kilómetros en la AP-7 y de 2 en la B-30. También las líneas S2 y S55 de Ferrocarrils de la Generalitat de Cataluña (FGC) quedaron interrumpidas entre Sant Quinze y Bellaterra por las protestas. Asimismo, la Diagonal de Barcelona a la altura de la Universidad Politécnica de Cataluña fue cortada a las 10.30 por universitarios, profesores y personal no docente coreando consignas en favor de la universidad pública. Desde allí marcharon en dirección a la plaza de la Universitat, donde tuvo lugar una concentración, haciendo pintadas en los escaparates del centro comercial Illa Diagonal y de la plaza de Francesc Macià, informa Jesús Arrayás.

Mientras, un centenar de estudiantes irrumpía a las 10.30 de forma pacífica en los estudios de la cadena SER en la calle Caspe de Barcelona para leer un comunicado con sus reivindicaciones. También se colaron en la sede central del BBVA en la plaza de Cataluña.

Durante la pasada noche, estudiantes y profesores protagonizaron encierros en diversas facultades de la Universidad de Barcelona, Autónoma, Pompeu Fabra y la Politécnica, que esta mañana han aparecido cerradas, y en una docena de escuelas y ambulatorios del área metropolitana de Barcelona, informa Jordi Albacete.

Estudiantes madrileños, durante la manifestación a la altura de la Puerta de Alcalá de Madrid
Estudiantes madrileños, durante la manifestación a la altura de la Puerta de Alcalá de Madrid
"El momento de la indiferencia ha pasado"

En Valencia, miles de estudiantes de los últimos cursos de la ESO, de Bachillerato, universitarios y profesores se dieron cita a mediodía frente a la Facultad de Geografía e Historia en la avenida Blasco Ibáñez para marchar hasta el Palau de la Generalitat. Una gran pancarta con el lema Por la enseñanza pública y de calidad abría la manifestación, que discurrió con normalidad, informa Neus Caballer. Cinco furgonetas de la Policía Nacional se situaban a 300 metros de la primera pancarta. Nada que ver con el tenso ambiente de la semana pasada. Muchos estudiantes recordaban las cargas policiales de hace unos días: "Menos policía y más educación". Los estudiantes han vestido camisetas creadas para la ocasión, con lemas como La educación no se vende, se defiende o el símbolo de prohibido sobre unas tijeras, el emblema de la lucha contra los recortes. Cuando los manifestantes cruzaron el puente de El Real, sobre el antiguo cauce del Turia, el grito fue atronador: "Sánchez de León [delegada del Gobierno en la Comunidad Valenciana], dimisión".

La marcha finalizó frente al Palau de la Generalitat con la lectura de un manifiesto a cargo de Sara Martínez Casamayor, estudiante de la Facultad de Geografía e Historia. "Estamos aquí para decir no a la violencia policial y a los recortes de los servicios públicos", señaló. "Queremos hacer visibile que nos están robando. El dinero saqueado en Emarsa equivale a la deuda de la Generalitat con todos los institutos de la Comunidad Valenciana. El dinero gastado en la fórmula 1 equivale a la construcción de 26 centros educativos. El dinero gastado en la Ciudad de las Artes y las Ciencias equivale al presupuesto de 30 años de la Universidad de Valencia". La estudiante alertó: "El momento de la indiferencia ha pasado".

En Alicante, una manifestación arrancó también a mediodía de las escaleras del Instituto Jorge Juan, informa Ezequiel Moltó. Los jóvenes coreaban consignas como No hay dinero ni para lapiceros o Sin luz no podemos estudiar y se sentaban a cada rato para poner las manos en alto y gritar: "Estas son nuestras armas", en alusión a las cargas policiales en Valencia.

En Madrid, estudiantes de universidades e institutos iniciaron poco antes de las doce de la mañana una marcha convocada por el movimiento Tomalafacultad y la Asamblea Interinstitutos hacia la sede del Ministerio de Educación, detrás de una pancarta que rezaba Bienvenidos al mercado laboral. El trabajo os hará dignos. A las puertas de la sede ministerial coincidieron con otra manifestación de alumnos de secundaria convocada por el Sindicato de Estudiantes. Las dos marchas se dirigieron después a la Puerta del Sol.