Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más pacientes sin cobertura

Enfermos aragoneses denuncian el cierre en falso del pacto de atención sanitaria con Cataluña - La Rioja aún no ha llegado a un acuerdo con Euskadi y Navarra

El conflicto por la atención sanitaria de los habitantes de la Franja aragonesa en Catalunya parece no estar cerrado del todo. Varios pacientes han denunciado el incumplimiento del acuerdo alcanzado hace un mes por los consejeros de Salud de Cataluña y de Aragón que garantizaba la atención de los pacientes aragoneses en los hospitales de Lleida.

El consejero de Sanidad aragonés, Ricardo Oliván, se reunió ayer con los representantes políticos de las comarcas afectadas -La Ribagorza, La Litera y Bajo Cinca-, después de que estos le mostraran su preocupación por la existencia de casos que no han recibido asistencia sanitaria en Lleida en las especialidades de traumatología y ginecología. Tanto desde Aragón como desde Catalunya se admite que se trata de casos aislados, seis o siete, en los que los facultativos de Lleida habrían derivado a pacientes aragoneses a especialistas de su comunidad -las quejas se refieren al hospital Arnau de Vilanova-, pero que no ponen en entredicho el acuerdo existente entre las dos comunidades. En todo caso, Oliván ha enviado una carta a su homólogo catalán, Boi Ruiz, para pedir explicaciones por lo sucedido a sus paisanos.

"No ha habido cambios y en Lleida se sigue atendiendo como siempre a los pacientes aragoneses", añadieron fuentes de Salud de Lleida, que se comprometieron a estudiar cada caso concreto para conocer los motivos por los que no fueron atendidos debidamente.

 

El consejero riojano dice que no se atenderá a alaveses "hasta que se firme"

Aragón reabrió hace un mes el conflicto por la atención de pacientes de la Franja, coincidiendo con la decisión de la Generalitat de aplicar recortes a la sanidad pública catalana. Los alcaldes de las comarcas aragonesas acusaron al Departamento de Salud de negar asistencia sanitaria no urgente a sus pacientes, como se venía haciendo en virtud de un convenido firmado en 2005 por los dos gobiernos autonómicos. Alrededor del 10% de los atendidos en el hospital Arnau de Vilanova son aragoneses. La disputa parecía haber quedado resuelta el 4 de noviembre cuando los consejeros Oliván y Boi Ruiz, sellaron un acuerdo. Desde esa fecha, alrededor de 1.000 aragoneses han sido atendidos sin ningún problema en el hospital Arnau de Vilanova.

Mientras, La Rioja y el País Vasco siguen sin llegar a acuerdo en su contencioso. A pesar del acercamiento que parece haberse forjado en las últimas horas entre ambas comunidades, los pacientes alaveses siguen sin ser atendidos en los centros riojanos más próximos. Ayer, a su vez, no se celebró la reunión para firmar el preacuerdo fijado el viernes. El consejero riojano, José Ignacio Nieto, fue claro: hasta que no haya un documento firmado, los pacientes de la Rioja Alavesa no volverán a las consultas de especialistas del Hospital San Pedro de Logroño.

Tampoco parece haber servido el requerimiento del Ministerio de Sanidad a volver a la situación de partida, un paso cuya efectividad ha sido puesta en tela de juicio por el propio Bengoa este mismo fin de semana.

Las negociaciones entre La Rioja y Navarra continúan a la espera del acuerdo que garantice la atención sanitaria a los pacientes de los municipios limítrofes. Uno de los principales puntos del convenio sería la atención de los vecinos de Viana, de unos 3.800 habitantes, pero también de los municipios de Andosilla, San Adrián, Azagra y Carcar, que suman otras 14.000 y que continúan inmersos en la confusión y a la espera de que se solucione el conflicto que comenzó en septiembre.

Con información de Lluís Visa, Ania Elorza y Amaia Arrarás

 

Más información