Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidad estudia donar o revender las vacunas que sobren

España registra la segunda muerte por mutación del virus de la gripe A

El Ministerio de Sanidad estudia la posibilidad de donar o revendera países de la Unión Europea (UE) sin acuerdo con los laboratorios, como Polonia o Bulgaria, las vacunas de la gripe A que sobren tras proteger a los grupos de riesgo,como hace Francia con sus dosis sobrantes, según ha informado el departamento de Trinidad Jiménez. Estas vacunas sobrantes podrían venderse a un precio inferior al pagado por Sanidad a sus fabricantes en el marco de una iniciativa de solidaridad con estos países europeos o bien donarse a países en vías de desarrollo, como propuso el presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

Otras alternativas serían devolver e excedente a los laboratorios para que lo vendieran en farmacias, una opción que dependería de las compañías, ya que, según este Ministerio, "podría no haber demanda", o bien emplearlo para fabricar la vacuna de la gripe estacional de 2010, que se hace con los virus que más circularon el invierno anterior. España se quedará sólo con 13,5 millones de vacunas contra la gripe A de los 37 millones que encargó en un principio. De estas vacunas, 10 millones se destinarán a pacientes de riesgo - que han recibido ya unos3 millones- y 3,5 millones se guardarán de reserva estratégica "en previsión de cambios en la evolución de la pandemia". Será el próximo 16 de enero, al cumplirse dos meses del inicio de esta campaña de vacunación -que se esperaba durase como una de gripe estacional- cuando se conozcan las últimas cifras de vacunados.

Francia también lo hace

La decisión de paralizar la producción de las 23,5 millones de vacunas que faltaban por entregar pudo tomarse gracias a una clausula introducida en el contrato de Sanidad con los distintos laboratorios, por la que este ministerio se reservaba el derecho de modificar su pedido en función de las dosis que fueran necesarias por persona. Así, Sanidad ha comprado todas las dosis de Panenza, la vacuna de la gripe A fabricada por Sanofi Pasteur sin adyuvante, especialmente recomendada para las embarazadas, ya que el calculó se realizó sobre el número de embarazos que se producen cada año.

No obstante, se adquirirán sólo 13,1 millones de las vacunas de Novartis (a la que encargó 22 millones) y GSK (con un pedido inicial de 14,7 millones de dosis), ya que este pedido se realizó "en previsión de que fueran necesarias dos dosis para proteger al 40% de la población". Francia también ha comenzado la reventa de parte de sus vacunas, para lo que el Ministerio de Sanidad está negociando con varios países a fin de poder recuperar parte de la inversión realizada, según informa la cadena de televisión francesa TF1.

Los primeros compradores han sido Qatar y Egipto, que han comprado 300.000 y 2 millones de dosis por un importe total de 16,1 millones de euros, aunque la ministra francesa de Sanidad, Roselyne Bachelot, ha asegurado que "están en contacto con otros países, en concreto Ucrania y México", sin precisar el precio de las ventas. Sin embargo, fuentes de su departamento, según informa el periódico Le Parisien, aseguran que las vacunas serán revendidas al precio que fueron compradas a los laboratorios farmacéuticos, que osciló entre 6,25 y 10 euros según el fabricante.

Por otro lado, un hombre de 31 años ha fallecido en Andalucía por complicaciones derivadas de una mutación del virus de la gripe A, la D222G, lo que lo convierte en la segunda muerte en España por esta alteración del virus A/H1N1 detectada por vez primera en Noruega, según informa en su último informe semanal la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica del Instituto de Salud Carlos III. Este paciente, que no presentaba antecedentes médicos, acabó falleciendo por un fallo multiorgánico después de varias complicaciones, informa el sistema de vigilancia por Médicos Centinela, que sin embargo no precisa el momento del fallecimiento. No obstante, fuentes del Ministerio de Sanidad aseguran que esta mutación es "esperable" en función del comportamiento que cada año tienen los virus de la gripe. Esta mutación ha sido detectada en otros países del mundo y, aunque su significación no está del todo definida, podría favorecer que el virus tuviera "más facilidad para infectar zonas más inferiores del tracto respiratorio", informa la Red de Vigilancia en su último informe, relativo a la semana del 20 al 26 de diciembre.