El consumo moderado de chocolate negro puede ser beneficioso para el corazón, según un estudio

Este producto puede neutralizar el endurecimiento de las arterias en los fumadores.- Algunos cardiólogos se muestran escépticos con las conclusiones del informe y piden que se analicen también las conclusiones a largo plazo

Madrid / Washington - 20 dic 2005 - 16:21 UTC

Un estudio del Hospital de la Universidad de Zurich ha revelado buenas noticias para los amantes del cacao. Según la investigación, que publica la revista Heart, el consumo diario de un par de onzas de chocolate negro puede reducir el riesgo de enfermedad cardiaca. Entre las virtudes del producto, además de las evidentes para el paladar, el informe cita una: neutraliza el endurecimiento de las arterias evitando problemas coronarios graves.

"Un pequeño trozo de chocolate negro puede aumentar de manera considerable el consumo de antioxidantes, lo que tiene un efecto benéfico en la salud vascular", aseguran los autores del informe. Los investigadores llegaron a esta conclusión tras comparar los efectos del chocolate negro (con el 74% de sólidos de cacao) y el chocolate blanco en el flujo arterial de 20 fumadores.

Según los científicos, en los fumadores se altera continuamente la actividad de las células que componen las paredes arteriales y de las plaquetas que intervienen en la coagulación sanguínea. Esta alteración hace que las arterias sean más susceptibles al estrechamiento y endurecimiento característicos de las enfermedades coronarias.

El informe explica que se pidió que los 20 participantes en el estudio se abstuvieran de consumir alimentos con alto contenido de antioxidantes antes de comer 40 gramos de chocolate. Después de dos horas, los exámenes de ultrasonido revelaron que quienes habían consumido el chocolate negro habían mejorado de manera considerable el flujo arterial, un efecto que se mantuvo durante ocho horas.

Altos niveles de antioxidantes

Los análisis de sangre también demostraron que ese tipo de chocolate había reducido a la mitad la actividad de las plaquetas. Además, los niveles de antioxidantes aumentaron rápidamente después de dos horas. Por el contrario, entre los consumidores de chocolate blanco no se produjo ningún efecto remarcable en las células del endotelio, ni en las plaquetas, ni en los niveles de antioxidantes. Los investigadores están convencidos de que estos resultados se deben al alto contenido en antioxidantes del chocolate negro, superior al de cualquier otro alimento, incluidos el vino tinto, el te verde y las frutas.

Sin embargo, El doctor Charmaine Griffiths, de la Fundación Británica del Corazón, ha relativizado las conclusiones del informe, según informa la BBC en su página web. "Hay algunas evidencias de los efectos beneficiosos del consumo moderado de chocolate en las arterias, pero aún no se han estudiado los efectos clínicos a largo plazo" y este "nuevo y pequeño estudio suizo" -ha ironizado- no cambia eso. "La clave", ha concluido con escepticismo, "es que el chocolate forma más parte del problema que de la solución".

Y es que, según recuerda Griffiths, aunque es cierto que el chocolate negro es rico en antioxidantes también aporta muchas calorías y contiene un 30% de grasa. Y, echando un jarro de agua frío sobre las expectativas de los aficionados a los bombones, ha afirmado: "Aunque no sugerimos que se deje de consumir chocolate de vez en cuando, hay maneras más efectivas de mejorar la salud cardiaca, como llevar una dieta variada y consumir al menos cinco piezas de fruta y verduras todos los días". Y ha lanzado un último consejo para los fumadores: "Lo que mejor que pueden hacer para reducir el riesgo de enfermedad cardiaca es dejar el hábito".

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50