_
_
_
_

Una pareja de ‘influencers’ detenida en Irán por hacer fotos con un dron para su blog de viajes

Mark Firkin y Jolie King permanecen cautivos en el país desde el pasado mes de julio. La pareja planeaba viajar desde Australia hasta Reino Unido atravesando Asia.

La pareja de blogueros australianos Mark Firkin y Jolie King.
La pareja de blogueros australianos Mark Firkin y Jolie King.Instagram @jolie.ellen

Mark Firkin y Jolie King, una pareja de influencers australianos, están detenidos en Irán desde el pasado mes de julio. Según ellos mismos escribieron en su blog de viajes, The Way Overland, el país islámico era una de las paradas que formaba parte de su itinerario, un recorrido que empezaron en su país natal y que planeaban terminar en Reino Unido. Por el momento no podrán llegar a su destino: un comunicado publicado el pasado jueves por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Australia confirmó que una pareja estaba detenida en Irán acusada de hacer fotos ilegales con un dron cerca de la capital, Teherán. A pesar de los esfuerzos diplomáticos por mantener su identidad en secreto, la cadena persa Manoto TV desveló sus nombres en Twitter.

La pareja, que acumula 20.000 seguidores en Instagram y otros tantos en su canal de YouTube, suele documentar sus viajes publicando fotos y vídeos tomados desde las alturas. Después de que dejasen de actualizar sus redes sociales a finales del mes de junio varios de sus seguidores dieron la voz de alarma preguntándoles en los comentarios si todo iba bien. Sus últimas fotos y vídeos fueron tomados en Kirguistán, uno de los países de Asia central que figuraba en su hoja de ruta antes de llegar a Irán. El objetivo de su viaje era, además de documentar su periplo, «inspirar a cualquiera que quiera viajar y tratar de romper el estigma de visitar países que tienen mala reputación en los medios», según afirmaron en una de sus publicaciones.

El Ministerio de Asuntos Exteriores y Comercio está facilitando asistencia consular a las familias de la pareja que, según han afirmado, «esperan poder tenerlos a salvo en casa lo antes posible». Los familiares describieron la situación como un «malentendido» asegurando que los influencers no estaban al tanto de las estrictas leyes de drones del país. Desde el gobierno australiano también está trabajando en la liberación de una tercera ciudadana británico-australiana que lleva arrestada un año y se enfrenta a diez de prisión por un delito desconocido. Un portavoz ha pedido a los ciudadanos australianos que sigan los consejos que el gobierno ha publicado en la web Smartraveller si planean viajar al país. La primera medida, incluida tras la noticia de la detención de la pareja, es «reconsiderar su necesidad de viajar» debido al «riesgo de que los extranjeros puedan ser detenidos o arrestados arbitrariamente». «No podemos garantizar el acceso a servicios consulares o representación legal si lo detienen o arrestan», añaden.

Estas tres detenciones se producen en medio de tensiones entre Irán y Estados Unidos y sus aliados, incluidos Australia y Reino Unido y algunas fuentes han asegurado que Teherán quiere usar a los prisioneros como moneda de cambio para asegurar la liberación de Negar Ghodskani, una mujer iraní de 40 años que fue arrestada en Australia en 2017 y que actualmente se enfrenta a prisión en Estados Unidos acusada de conspirar para exportar tecnología prohibida. Tal y como afirma El País, Irán tiene una larga historia de detención de extranjeros, sobre todo de origen iraní con doble nacionalidad, para usar como moneda de cambio en sus recurrentes crisis con Occidente.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_