Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un joven hospitalizado grave en Málaga tras un tiroteo con la Guardia Civil

El hombre ha recibido varios impactos de bala tras disparar contra las fuerzas de seguridad

tiroteo malaga
Un agente de la Guardia Civil durante una labor de vigilancia en el municipio de Jumilla (Murcia). GUARDIA CIVIL

Agentes de la Guardia Civil han herido esta mañana a un joven con varios impactos de bala en el transcurso de un registro domiciliario en la localidad malagueña de Alhaurín el Grande (24.123 habitantes). El hombre -español y de 24 años- recibió a tiros a los miembros del operativo usando una pistola de nueve milímetros, según han explicado fuentes policiales. Las fuerzas de seguridad han respondido con sus armas de fuego y el agresor ha recibido el impacto de varias balas en las extremidades y el tronco. El más grave, en el abdomen. El herido se encuentra actualmente en el Hospital Civil de Málaga, donde los sanitarios lo están operando de urgencia para intentar salvar su vida. Ningún miembro del operativo policial ha resultado lesionado.

El suceso ha ocurrido cerca de las seis de la mañana. En ese momento arrancaba una operación policial contra el narcotráfico en la zona que contaba con la participación de agentes el Grupo de Acción Rápida (GAR) de la Guardia Civil y estaba siendo desarrollada en colaboración con la Policía Nacional. Cuando los agentes entraron a la vivienda que pretendían registrar -una casa a las afueras de pueblo- “un hombre que estaba dentro ha empezado a disparar con su arma de fuego”, según han explicado fuentes policiales. En su ataque no ha conseguido herir a ningún miembro de las fuerzas de seguridad. Sin embargo, en su respuesta, los agentes sí han acertado.

Tras el tiroteo, un equipo del Servicio de Emergencias 061 ha procedido en el mismo lugar de los hechos a la estabilización del agresor, que presentaba varias heridas de bala. Rápidamente ha sido trasladado al Hospital Regional de Málaga, donde está siendo operado de urgencia para la extracción de las balas. Según fuentes sanitarias, aún se encuentran en el quirófano y su estado es “muy grave”.

La actuación policial, que sigue abierta con la realización de registros en otros puntos de la geografía malagueña, ha sido declarada como secreta por el juzgado de Coín que coordina el caso.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información