Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil detiene a un vecino del hombre desaparecido en Casarrubios (Toledo)

A Roberto García, de 63 años, se le perdió la pista en febrero

Cartel en el que se alertaba de la desaparición de Roberto García.
Cartel en el que se alertaba de la desaparición de Roberto García.

Miembros de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Toledo han detenido a un vecino de "unos 40 años" en la localidad toledana de Casarrubios del Monte (5.500 habitantes) acusado de la desaparición de Roberto García Solana, un hombre de 63 años que vivía su misma calle, "en el edificio de enfrente", y a quien su familia perdió la pista el pasado 18 de febrero. Este jueves, agentes del instituto armado, registrataban la vivienda del detenido.

Fuentes de la investigación aseguran que el sospechoso "estuvo en el radar de los agentes desde el primer momento". El vehículo de Roberto García, un todoterreno, fue encontrado mal aparcado en el municipio madrileño del El Álamo, desde donde él solía tomar el autobús a la capital, días después de que los familiares denunciaran su desaparición.

Los propios familiares, que han estado realizando batidas por la zona en los últimos meses, informaron en su día a los agentes de que Roberto acababa de vender unas propiedades y había recibido una cantidad importante de dinero, por lo que desde el comienzo de las pesquisas se barajó un móvil económico como motivo de su desaparición.

Pocos días después de que se le perdiera el rastro a Roberto García, hasta en dos ocasiones —una en Casarrubios y otra en El Álamo— alguien extrajo dinero con la tarjeta del desaparecido, por valor de "unos mil euros", según fuentes del caso. Supuestamente, habrían sido las grabaciones de las cámaras de seguridad de esas entidades bancarias las que habrían conducido hasta el detenido este jueves como "sospechoso de la desaparición forzosa" del hombre.

Los investigadores, que previamente a la detención tomaron declaración a otra persona que permanece como investigada en el caso, sospechan que Roberto García fue asesinado y tratan de buscar sus restos en algún punto entre Casarrubios del Monte y El Álamo, poblaciones separadas por solo 13 kilómetros.

La familia se ha enterado por televisión de la detención de este vecino, que no era del pueblo pero que habría protagonizado algún altercado en la localidad, y han asegurado que Roberto no tenía ninguna relación con el detenido, al igual que la mayor parte de la gente del pueblo. "No sabemos nada de él", ha declarado el hermano de Roberto García a los medios de comunicación.

El detenido ha sido trasladado a las dependencias de la comandancia de la Guardia Civil de Toledo pero, según fuentes del caso, se ha acogido a su derecho a no declarar.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información