Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Abascal pone a España por encima de los españoles

El líder de Vox ha defendido en libros y entrevistas una idea de nación basada en la homogeneidad cultural, moral y religiosa

Santiago Abascal, este miércoles en Sevilla. En vídeo, el líder de Vox a través de sus frases. | Vídeo:Atlas

Santiago Abascal (Bilbao, 1976) no considera su obligación conceder una entrevista a EL PAÍS, el diario en español de mayor difusión. EL PAÍS sí considera un deber informar a sus lectores de los puntos de vista del líder del partido revelación en esta campaña electoral, cuyos votos han sido decisivos para formar Gobierno en Andalucía y podrían resultarlo en España. Ante la imposibilidad de preguntar directamente a Abascal (el líder de Vox no ha dado una sola rueda de prensa desde que se convocaron las elecciones), lo que se ofrece a continuación es una selección de sus planteamientos, agrupados por temas y expresados en numerosos libros y entrevistas en los últimos años.

Unidad de España

Hasta ahora, los partidos políticos españoles se dividían en dos bloques: los soberanistas, que consideraban que la independencia de Cataluña pueden decidirla los catalanes en un referéndum de autodeterminación; y los constitucionalistas, que creen que el futuro de España, incluida la eventual separación de Cataluña, solo puede ser decidido por todos los españoles. Abascal corresponde a una tercera categoría: la de quienes niegan al pueblo español la soberanía para decidir sobre el futuro de España.

“¿Puede una generación, en un plebiscito de unas horas un domingo cualquiera, tirar por la borda lo que es fruto de varias generaciones? Yo creo que no, Los españoles no tenemos legitimidad, ni siquiera en un referéndum a nivel nacional, para poner en cuestión la unidad de España. […] Aquí no hay debate democrático. […] Si la mayoría de los españoles de ahora decidieran suicidar a España, nosotros deberíamos impedirlo. La nación está formada por los muertos, los vivos (el pueblo) y por los que van a nacer”. (1)

Paradójicamente, uno de los críticos más lúcidos de esa concepción de nación que pone la supuesta voluntad de los antepasados por encima de los ciudadanos realmente existentes fue el propio Abascal, quien en una crítica al nacionalismo vasco escribió en 2004: “Para nosotros, afirmar que la historia no puede ser fuente exclusiva del derecho en una sociedad democrática, en tanto que consagra ‘el gobierno de los muertos sobre el de los vivos’, no necesita de una sesuda defensa y justificación. Entre otros motivos, porque en función de quién sea el intérprete de la historia, puede dar legitimidad a planteamientos políticos contradictorios”. (2)

"A tiro limpio"

Para Abascal no cabe ningún tipo de diálogo con los independentistas catalanes y la única solución al contencioso catalán es la imposición de la ley, por todos los medios. “En tres libros escribí todos los argumentos habidos y por haber contra la secesión. Y ¿sabes lo que te digo? Que no me hace falta ya ninguno de esos argumentos. Ante la ilegitimidad de la secesión solo cabe la fuerza, toda la fuerza si es necesario”. (3)

Frente al referéndum de autodeterminación, advierte:  “[Para acabar con España] tienen que venir de otra manera, como ya lo han hecho: con las armas en la mano. España solo se puede romper a tiro limpio. Ya veremos si lo consiguen”. (4)

Fin de las autonomías

El Estado de las Autonomías es, para Abascal, "el principal cáncer de la Nación española y como tal hay que combatirlo para que sea extirpado". Como hacerlo requiere una reforma constitucional, Vox quiere empezar por la devolución al Estado central de las competencias de educación, sanidad, justicia e interior lo que es "absolutamente urgente. Pero nuestro objetivo final es un Estado unitario, con un único Gobierno, un único Parlamento y un único Tribunal Supremo" (5)

Islam e inmigración

La España que defiende Abascal es una nación homogénea en lo religioso y cultural, cuya identidad se afirma frente al islam, a través de los mitos históricos de la Reconquista, desde don Pelayo al Cid. “[El islam] es todo lo contrario de nuestra identidad. España se ha construido contra el islam, en reconquista, y la cosmovisión islámica del mundo es contraria a la cristiana del mundo judeocristiano, occidental, del que España ha sido parte importantísima" (6). "El catolicismo es nuestra identidad, nuestra forma de ver el mundo y de estar en él" (7). "El islam también define el ser de España, pero en sentido contrario. César Vidal, en un libro titulado España frente al Islam, identifica a Mahoma como el anticristo". (8)

El líder de Vox rechaza las acusaciones de racismo y alega que los españoles demostraron durante la conquista de América que no lo son, pero rechaza de plano el multiculturalismo: la presencia de varias culturas o religiones en la misma sociedad. “En líneas generales [el mestizaje de razas] me parece positivo, aunque es verdad que ocasiona a veces problemas de convivencia y desigualdad. Creo que, en cambio, la homogeneidad cultural y moral es beneficiosa para la sociedad. También la religiosa”. (9) 

El rechazo de Abascal a los inmigrantes tiene una excepción en los hispanoamericanos, a los que considera "hermanos" de los españoles. En cambio, califica de "invasión" (10) y agresión "exterior e interior" (11) la llegada de inmigrantes musulmanes.  "En 2049, con el actual ritmo demográfico, la mitad de la población [de Francia] será musulmana. Eso generará una guerra civil soterrada [porque Islam y Occidente son] dos culturas totalmente enfrentadas e incompatibles" (12).

El líder de Vox no solo quiere levantar un muro en Ceuta y Melilla para evitar que entren los inmigrantes, sino también expulsar a los irregulares y advertirles de que "jamás podrán regularizar su situación, no tendrán derecho de arraigo, ni dispondrán de ayuda social ni tarjeta sanitaria". (13)

Guerra Civil y memoria histórica

Abascal asegura que Vox no tiene opinión sobre la Guerra Civil española y que no se puede pedir a nadie que condene a su abuelo, cualquiera que fuera su bando, pero él sí tiene una opinión muy clara: "El responsable de la Guerra Civil fue el PSOE, con el golpe de Estado del 34 primero y el asesinato de Calvo Sotelo después (14). Fueron los escoltas de Indalecio Prieto los que sacaron de su casa a Calvo Sotelo haciendo inevitable la Guerra Civil" (15).

Uno de sus objetivos es la derogación de la ley de la memoria histórica, que "no es una ley solo contra Franco, sino contra la cruz y la corona [...] una ley que pretende limitar las libertades y restaurar los odios". (16) 

Aborto y violencia de género

Vox no admite el aborto en ninguna circunstancia: "Para nosotros el único objetivo lícito es el aborto cero". (17) Además, Abascal ha hecho bandera de la supresión de la ley de violencia de género, que "ha acabado con la presunción de inocencia para los hombres. Ha acabado con muchísimos hombres denunciados los viernes en procesos de divorcio que pasan los fines de semana en el calabozo y salen los lunes tras firmar el papel que les pongan por delante. […] Creemos que es una ley ideológica que no está resolviendo el problema y están proliferando las denuncias falsas”. (18) "Los datos estipulan que la violencia hacia los niños la ejercen más las madres que los padres" (19)

Matrimonio gay

Abascal asegura que no es homófobo y que si tuviera un hijo gay "le querría igual", pero denuncia al "lobby LGTB" y rechaza el matrimonio homosexual, proponiendo como alternativa una "unión civil", pero sin posibilidad de adoptar. “El matrimonio [es] entre un hombre y una mujer. De lo que soy partidario es de uniones civiles entre personas del mismo sexo, independientemente de su relación sexual, No me importa que sean dos hermanos, dos amigos o dos personas homosexuales. […] [Pero] lo mejor para los niños es disfrutar de los dos modelos: el paterno y el materno, el femenino y el masculino. No existe el derecho a adoptar sino el derecho del niño a ser adoptado y protegido”. (20)

Monárquico con condiciones

Aunque tiene en su despacho un retrato de Felipe VI con uniforme de capitán general, Abascal pone condiciones a su apoyo a la Monarquía. "Yo soy español. Ni monárquico ni republicano. […] Hasta ahora, la institución monárquica, con todos sus fallos, ha prestado un gran servicio. […] Y, salvo que alguien se empeñe en estropearla, la Monarquía contará con mi humildísimo apoyo. […] Que quede claro: la Nación está muy por encima de la Corona”. (21)

La ultraderecha europea

“El Frente Nacional es un partido importante con el que Vox tiene importantes puntos de contacto, [Pero] ellos se deben a Francia. Nosotros a España. Y ahí puede haber, y hay, intereses contrapuestos, Si analizamos los programas hay muchas diferencias. Pero en la elección de civilización y en las propuestas migratorias estamos de acuerdo. Y no es poco". (21)

“A Matteo Salvini le dije que [el hecho de] que la Liga Norte apoyara la secesión de Cataluña era un error […] Pareció entenderlo. […] Lo que está haciendo él en Italia [con la inmigración] es lo que hay que hacer, lo que haría yo” (22)  "Me gusta lo que está haciendo Salvini en inmigración pero estoy más cerca del húngaro Viktor Orbán”.  (23)


(1) Hay un camino a la derecha. Stella Maris 2015. Págs. 100-144

(2) Secesión y exclusión en el País Vasco. Ikusager Ediciones. 2004 Pág. 23

(3) Hay...Pag 99

(4) España invertebrada. Ediciones Planeta. Pág. 252

(5) Actuall 05/10/18

(6) La Gaceta 27/01/2018

(7) Hay...Pag 136

(8) España...Pág. 121

(9) España... Pág. 222

(10) España... Pág. 186

(11) España... Pág. 148

(12) España... Pág. 58

(13) España... Pág. 101-2

(14) La España Viva. Kalma. 2015, Pag 24

(15) Hay.... Pág. 20.

(16) La España...Pag 23

(17) El Independiente. 12/10/18

(18) Polikracia 19/12/15

(19) La Gaceta 27/01/18

(20) Hay... Pág. 135 y España... Pág. 53

(21) Hay... Págs. 117

(22) La España... Pág. 39

(23) La España... Pág. 40-41

(24) El Mundo 14/10/18

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información