Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Muere un niño de 11 años por un disparo de una escopeta de perdigones

La Guardia Civil de Coín apunta a que fue un accidente

Asesinato en Chiclana
Un coche patrulla de la Guardia Civil, en una imagen de archivo.

Un niño de 11 años ha fallecido tras recibir un disparo de una escopeta de aire comprimido. El suceso ocurrió anoche, Miércoles Santo, en la localidad malagueña de Coín (21.716 habitantes). Los primeros datos que ha obtenido la Guardia Civil apuntan a que la muerte ha sido consecuencia un accidente mientras el pequeño jugaba con el arma junto a su hermano menor.

Según han explicado fuentes del servicio de emergencias del 112, varias personas llamaron a las 22.50 horas de ayer para pedir asistencia debido a que había un menor herido a causa del disparo de una escopeta. De manera inmediata, se desplazó hasta el lugar de los hechos -un domicilio ubicado en el centro de Coín- un equipo de la Guardia Civil, patrullas de la Policía Local del municipio y una ambulancia de la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES). Al llegar, los responsables sanitarios intentaron reanimar al niño, pero no pudieron más que confirmar su fallecimiento.

Según la información ofrecida por los servicios de emergencia desplazados al lugar, todo apunta a que se trata de un hecho accidental ocurrido mientras el pequeño jugaba con el arma de fuego en el interior de un domicilio. Hay una investigación abierta para conocer el origen de la escopeta y esclarecer todo lo sucedido. La familia es de origen extranjero.

El alcalde de la localidad, Francisco Santos, ha decidido declarar un día de luto oficial, con bandera a media asta, “en señal del respeto con el niño y su familia”. “Desde el Ayuntamiento de Coín queremos mostrar nuestro más sentido pesar a la familia del niño fallecido ayer, de manera fortuita, en nuestro municipio”, han indicado desde la cuenta oficial de Twitter del consistorio.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >