Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ex altos cargos de Vox acusan a la dirección de ordenar el camuflaje de donaciones de empresarios al partido

Los testimonios explican cómo recibieron la orden de consignar los ingresos a nombre de testaferros, como si procedieran de sus familiares o simpatizantes

De izquierda a derecha, Hernández, Ortega Smith, Abascal y Espinosa de los Monteros, plana mayor de Vox, ante el Supremo. En vídeo, Vox habría ordenado camuflar donaciones de empresarios como aportaciones de amigos y familiares.

La dirección de Vox ordenó camuflar y fraccionar donaciones económicas de empresarios para ocultar su origen y burlar las limitaciones impuestas por la ley, según varios testimonios de integrantes del partido. La cadena SER aporta este martes los testimonios de ex altos cargos del partido de Abascal que explican cómo recibieron la orden de consignar los ingresos a nombre de testaferros, como si procedieran de sus familiares o simpatizantes del partido. Un portavoz de Vox ha reducido las acusaciones a "declaraciones de personas rebotadas del partido" que, "ni siquiera, aportan pruebas que señalen alguna irregularidad".

“Entre el 15 y el 17 de diciembre de 2017 nos reunieron a todos los responsables del partido en Soto del Real, fueron las primeras jornadas de coordinación de Vox. Allí el vicepresidente y responsable de captación de recursos del partido, Víctor González Coello de Portugal, se dirigió a los presentes indicándonos que debíamos ofrecer a los empresarios que quisiesen donar dinero a Vox una vía indirecta para hacerlo sin que la identidad se viese expuesta; utilizar testaferros, parientes o amigos", explica Carlos Aurelio Caldito, exvicepresidente de Vox en Badajoz hasta mayo pasado.

Víctor González cometió "irregularidades contables relevantes" en la empresa Marmolería Leonesa, de la que fue accionista y administrador único hasta 2014, según una sentencia de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo a la que tuvo acceso EL PAÍS. Ha estado inhabilitado para administrar bienes ajenos y “representar o administrar a cualquier persona" durante tres años.

"Se nos dijo que, para evitar que los empresarios tuviesen miedo de quedar asociados a un partido que puede parecer de extrema derecha, los directores del comité ejecutivo provincial cogiésemos el dinero de los empresarios y lo dividiéramos entre gente de confianza y lo metiésemos en el partido". agrega Daniel Molina, que fue presidente del partido en Toledo hasta septiembre pasado.

Molina ha ratificado a EL PAÍS que recibió un sobre con 15.000 euros en efectivo de parte de un constructor de la zona que no quería que se hiciera pública su donación. Desde la dirección de Vox se le dieron instrucciones de coger el dinero, a lo que él se negó porque eso podría suponer un delito de blanqueo de capitales.

La SER aporta el testimonio de otro ex alto cargo de Vox que no quiere que se revele su identidad porque sigue vinculado al partido. Asegura que en la convención de cargos provinciales que el partido celebró en Valdemoro el 15 de diciembre pasado se repitió la consigna: "Que se ofreciese a los empresarios hacer su donación a través de terceros".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información