Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Unos ladrones roban cinco pistolas Beretta y munición en un cuartel cerrado de Granada

El acceso a las dependencias de la Guardia Civil en Láchar se hizo aprovechando que no hay personal de noche

Cuartel de la Guardia Civil en Láchar, Granada,
Cuartel de la Guardia Civil en Láchar, Granada,

El cierre y la escasa vigilancia que sufren los cuarteles de la Guardia Civil en casi todos los pequeños municipios de España comienza a tener consecuencias preocupantes. Uno o varios ladrones se llevaron cinco pistolas Beretta y 150 cartuchos tras colarse este fin de semana en las dependencias del acuartelamiento de Láchar (Granada), un puesto en el que —como muchos— ya no viven agentes, y que —como la mayoría— solo puede abrir de lunes a viernes y hasta las 14.00 por falta de personal.  Así lo ha denunciado la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), que lleva años remandando al Ministerio del Interior una Plan de redistribución de personal que palie la situación de los cuarteles y de los pueblos, que sufren cada vez más los desmanes de la inseguridad.

La AUGC denuncia en un comunicado que la falta de medios y de efectivos ha ayudado a que se produzca este suceso, que se ha saldado con el robo de cinco armas cortas y la munición correspondiente a esos modelos. "El envejecimiento del cuartel de Láchar y su mal estado han provocado que los agentes destinados en el municipio dejaran de vivir en estas instalaciones, lo que lo convierte en un cuartel fantasma, especialmente los fines de semana", señalan.

Las mismas fuentes han explicado que esta circunstancia ha sido aprovechada para el robo en unas instalaciones que además carecen de "la mínima medida de seguridad". Para la AUGC, el robo en el puesto de Láchar es un reflejo de las condiciones de trabajo de la Guardia Civil en el ámbito rural, con una falta de personal a la que han sumado también medios precarios.

La asociación considera que la solución pasa por ampliar plantillas o reunificar puestos y por tomar de manera urgente medidas de seguridad en cuarteles como el de Láchar. Como medida de urgencia, reclaman "que se dote a los cuarteles de armeros individuales para evitar robos y dar mayor seguridad a una mayoría de agentes que se lleva su arma reglamentaria a casa".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >