Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

CEOE avisa de que la subida del salario mínimo frenará el alza del resto de sueldos

Los sindicatos valoran "positivamente" el incremento de las remuneraciones más bajas

Juan Rosell, durante la conmemoración del 40 aniversario de la CEOE.
Juan Rosell, durante la conmemoración del 40 aniversario de la CEOE. EFE

A la patronal CEOE no le ha gustado la subida del salario mínimo interprofesional (SMI), la mayor de la democracia. Siente que el aumento pactado entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, en La Moncloa “cuestiona el diálogo social”. Y apunta que ese aumento, del 22,3%, “tendrá efectos negativos en los aumentos salariales” pactados con los sindicatos en el pacto salarial suscrito en verano.

La CEOE se refiere al aumento acordado del 2% más un punto porcentual en función de factores como la productividad y el absentismo laboral. En ese pacto también se recogía la recomendación de elevar el sueldo más bajo pactado en los convenios en 14.000 euros al año, es decir, 1.400 euros por encima de como quedará el SMI a partir de 2019.

Con esta reacción, lo que advierte CEOE es que el aumento del SMI no permitirá incrementos como las recomendaciones acordadas en el acuerdo estatal de negociación colectiva.

También recuerda la patronal que a finales del año pasado el Gobierno del PP, los sindicatos UGT y CC OO y ella misma acordaron una senda de incremento del salario mínimo que fijaba para 2019 un SMI de 773 euros y 850 para 2020, siempre que la afiliación creciera en 450.000 cotizantes y la economía un 2,5%.

El comunicado de CEOE ha llegado un par de horas después de la primera reacción de su presidente, Juan Rosell, en Barcelona. En esas primeras palabras, el dirigente empresarial ha pedido que el pacto suscrito por Podemos y el Gobierno respete los convenios colectivos ya firmados. Hay que tener en cuenta que hay convenios que tienen ligadas la evolución de complementos o tablas salariales a la marcha del SMI.

Para evitar que este tipo subidas tan importantes –en 2017 fue del 8% y en 2018, del 4%- provoquen un efecto arrastre inesperado en estos convenios, el decreto aprobado por el Gobierno anterior introdujo una disposición transitoria en la que desvinculaba de la evolución del SMI lo estipulado en estos convenios. No obstante, introducía una salvedad: la remuneración anual no puede quedar por debajo del suelo mínimo legal.

La valoración de los sindicatos ha sido opuesta a la de CC OO y UGT. Para Unai Sordo, líder de la primera central, el incremento es “positivo”. Matiza que a él le hubiera gustado que la iniciativa partiera del diálogo social, pero se muestra comprensivo con las circunstancias “extraordinarias de la legislatura”. Sobre los lamentos de CEOE, observa que la patronal hubiera tenido más argumentos para mostrar su rechaza si hubieran aplicado con celeridad el acuerdo salarial alcanzado al comienzo del verano. 

También Álvarez, de UGT, aplaudió la medida tras salir de una reunión con el presidente del PP, Pablo Casado: “Hago una valoración positiva del acuerdo, pero, en todo caso, hay que continuar trabajando para conseguir una mayoría en el Congreso que le dé soporte”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >