Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cinco artículos para recordar el cruel asesinato de Miguel Ángel Blanco a manos de ETA

Se cumplen 21 años del crimen. La muerte del concejal del PP provocó una arrolladora reacción social que marcó un antes y un después en la lucha contra ETA

Miles de vecinos piden la liberación de Miguel Ángel Blanco en las calles de Ermua (Bizkaia), el 11 de julio de 1997.
Miles de vecinos piden la liberación de Miguel Ángel Blanco en las calles de Ermua (Bizkaia), el 11 de julio de 1997.

Tal día como hoy se cumplen 21 años de la muerte a manos de ETA del concejal del Partido Popular Miguel Ángel Blanco en la localidad vizcaína de Ermua. Tras 48 horas de secuestro, los etarras que le tenían secuestrado le descerrajaron dos tiros en la nuca, dejándole en coma y provocándole la muerte en la madrugada del 13 de julio de 1997. En estos reportajes se narra cómo se vivió el trágico suceso, las horas que duró el secuestro y las repercusiones sociales y políticas a lo largo de las últimas dos décadas:

13-07-1997. ETA abandona a Blanco con dos tiros en la cabeza

El 13 de julio de 1997, a las 4.30 de la madrugada, murió Miguel Ángel Blanco, concejal del Partido Popular de la localidad vizcaína de Ermua, tras haber pasado 12 horas en coma irreversible. La banda terrorista cumplió su amenaza y le descerrajó dos tiros en la nuca. ETA había hecho oídos sordos a la mayor movilización que se había registrado hasta el momento en España contra una acción terrorista.

11-07-2017. Ermua recuerda dividida a Miguel Ángel Blanco

Diez años después de que el concejal fuera asesinado, en su localidad natal se evidenciaba el enfrentamiento que mediaba entre PP y PSOE a raíz de la política antiterrorista que se debía seguir para derrotar a ETA. Por ello, hubo dos actos de homenaje en Ermua.  Uno convocado por la Fundación Miguel Ángel Blanco y al que acudieron dirigentes del PP; y otro organizado por el Ayuntamiento, con presencia de la dirección de los socialistas vascos.

18-07-2007. 'Diez años', por Eduardo Madina

"El 10 de julio de 1997, ETA secuestró a Miguel Ángel Blanco. Dos días después, lo asesinó. Entre una y otra fecha, la mayoría de la sociedad vasca y española mantuvo el aliento mirando el reloj y contando las horas. Entre concentraciones y manifestaciones de protesta y solicitud de liberación, un escalofrío nos recorrió por dentro". Lee la tribuna completa de Eduardo Madina una década después del trágico asesinato.

31-07-2011. "Decidimos que no era necesario ocultarse"

La reacción popular ante el asesinato de Blanco llenó las calles de manifestantes tanto en Ermua como en muchos lugares del país. En San Sebastián, varios ertzaintzas descubrieron su rostro ante la multitud. Uno de ellos, recuerda para EL PAÍS ese momento: "De mi vida profesional es el recuerdo que con mayor cariño guardo. Sobre todo, por la actitud de la gente, por el mensaje que lanzaron de que todo esto se tenía que acabar".

7-07-2017. Aquel día en el que ETA perdió la calle

La rebelión cívica que generó el asesinato de Miguel Ángel Blanco se convirtió en uno de los hitos del final del terrorismo de ETA. "Cuando me enteré del secuestro, le dije a mis acompañantes: '¡A ETA no le va a salir gratis!'. Inmediatamente convoqué un pleno y llamé a la policía municipal para que anunciara, megáfono en mano, una manifestación para las ocho", recuerda para EL PAÍS Carlos Totorika, el por entonces alcalde socialista de Ermua, en el vigésimo aniversario del suceso.