Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP pide no prorrogar concesiones de autopistas que vencen entre 2018 y 2021

Hernando considera que han sido amortizadas por el pago de los peajes durante todo este tiempo

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, durante la rueda de prensa.
El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, durante la rueda de prensa. EFE

El Partido Popular pedirá al Estado que no prorrogue las concesiones de las autopistas que vencen entre 2018 y 2021, según ha anunciado este miércoles en el Congreso de los Diputados el portavoz parlamentario de la formación, Rafael Hernando. Estas autopistas, según ha explicado, “han sido amortizadas por el pago de los pejes en todo este tiempo”, por lo que propone “que reviertan al Estado y el Estado determine una nueva forma para su mantenimiento”.

Hernando ha señalado que entre las autopistas que se verían afectadas “hay varias en Cataluña, en Andalucía, en Levante…", pero no la AP-6. La iniciativa se encuentra en una enmienda a la proposición no de ley de Unidos Podemos relativa a la recuperación de las autopistas de peaje por parte del Estado, una propuesta que se debate el pleno del Congreso.

Las autopistas de peaje cuya concesión vence en ese plazo son la AP-1 Burgos-Armiñán, la AP-7 Tarragona-Valencia y Valencia-Alicante, la AP-4 Sevilla-Cádiz, la AP-2 Zaragoza-Mediterráneo y la AP-7 de Montmeló a La Jonquera, de Barcelona a Tarragona y de Montmeló a El Papiol.

La iniciativa popular insta al Estado a mantener en el sector público las nueve autopistas de peaje en quiebra, articulando medidas para minimizar el impacto que la situación de las autopistas en concurso puedan producir sobre los ciudadanos. La propuesta del PP se refiere a la R2 Madrid-Guadalajara, la R3 Madrid-Arganda, la R4 Madrid-Ocaña, la R5 Madrid Navalcarnero, el Eje Aeropuerto (M-12), la autopista Madrid-Toledo (AP-41), la AP-36 de Ocaña-La Roda, la de Cartagena-Vera (AP-7) y la circunvalación de Alicante.

La propuesta de Unidos Podemos instaba al Gobierno a mantener en el sector público las nueve autopistas quebradas y rescatadas con dinero público, renunciando de forma explícita a volver a privatizadas. También, no ampliar los periodos de "ninguna concesión de las actuales autopistas de peaje" a medida que vayan alcanzando el final del período concesional en los próximos años, de tal forma que su explotación se realice de forma directa por el sector público, empezando por las que terminan entre 2018 y 2021.

Tras el debate en el pleno, el Congreso ha aprobado con la abstención del PP la proposición no de ley en la que exige al Gobierno renunciar "de forma explícita" a volver a privatizar las nueve autopistas quebradas y rescatadas y paralizar los procedimientos de licitación ya iniciados.

Más información