Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nueva Canarias presiona al Gobierno y retrasa su apoyo a los Presupuestos

El partido pide que las cuentas recojan un aumento de inversiones en las Islas

Nueva Canarias (NC) votará en contra de la admisión a trámite de los Presupuestos y luego negociará su voto favorable a cambio de que el Gobierno  retoque las cuentas para recoger sus demandas. El Ejecutivo necesita 175 votos para superar las enmiendas a la totalidad y 176 para aprobar su proyecto, por lo que puede prescindir del apoyo de NC en el primer trámite y lo necesita en el segundo. El diputado Pedro Quevedo, que se reunió el martes con Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, pide que las cuentas traduzcan en unos 480 millones el régimen especial fiscal canario (que saldría de la financiación autonómica ordinaria) y que sumen más de 230 en inversiones en las Islas.

Pedro Quevedo, en el Congreso. Ampliar foto
Pedro Quevedo, en el Congreso. EFE

El Gobierno necesita 175 votos para tumbar las enmiendas a la totalidad y 176 para aprobar las cuentas, por lo que puede prescindir del apoyo de Nueva Canarias en el primer trámite y lo necesita en el segundo. Como el PSOE se mantiene firme en su intención de no apoyar las cuentas públicas, el PP solo puede lograr la aprobación definitiva de los Presupuestos uniendo sus 137 votos a los 32 de Ciudadanos, los 5 del PNV y los solitarios de Coalición Canaria y Nueva Canarias.

"Mantuve una conversación clara y franca en la que el señor Montoro nos explicó esencialmente en qué línea está negociando. En lo que respecta a nosotros, nos pareció insuficiente con algunos elementos positivos", ha dicho Quevedo. "Una reunión un martes por la noche cuando el Gobierno va al Consejo de Ministros para aprobar el Presupuesto el viernes no es razonable", ha seguido. "Le hemos explicado que Nueva Canarias, en esta primera fase, no puede apoyar los Presupuestos porque no tienen nada nuestro. Para que exista un reconocimiento de la singularidad de Canarias debe haber una auténtica negociación", ha añadido. "Hemos anunciado nuestro no, ya veremos en qué fórmula, y nos hemos comprometido a hacer una negociación como debe ser en el debate de enmiendas. Allí deberá corregirse lo que no se ha hecho ahora".

Fuentes del Comité Ejecutivo del PP reconocen la peculiar situación en la que se encuentra el partido del Gobierno al depender de dos diputados canarios pertenecientes a partidos rivales para aprobar los Presupuestos. El Ejecutivo da por cerrados sus acuerdos con el PNV y con Ciudadanos, que este miércoles está revisando las últimas cifras aportadas por el ministro Montoro. Al tiempo, negocia con CC y NC desde perspectivas distintas.

Como el primer partido gobierna en la Islas, le interesa conseguir compromisos presupuestarios, puesto que podrá gestionar ese dinero. Como el segundo forma parte de la oposición, exige las mejoras en fiscalidad e inversiones, pero también gestos institucionales de alto valor simbólico, como la aprobación de un nuevo estatuto de Autonomía o una reforma de la Ley electoral canaria que pondere más la población que los territorios. Las conversaciones a tres bandas, además, influyen en la estabilidad del Ejecutivo autonómico, en minoría desde que Fernando Clavijo rompió su acuerdo con el PSOE: el PP, según fuentes de la dirección autonómica, ha supeditado cualquier posible entrada al Gobierno canario a la aprobación de los Presupuestos.