Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cospedal arrasa a su rival del PP y será candidata única en Castilla-La Mancha

La secretaria general popular suma 2.694 avales de los militantes y el otro aspirante 112

La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal.
La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal. EFE

Dolores de Cospedal será la candidata única del PP para seguir presidiendo el partido en Castilla-La Mancha. Así lo han determinado este viernes la inmensa mayoría de los 3.401 militantes populares inscritos en esa región para votar ese cargo con el nuevo modelo de primarias a doble vuelta. La candidata oficial obtuvo 2.694 votos y su rival 112.

Cospedal lleva ya 12 años en esa función de presidenta del PP de Castilla-La Mancha, desde 2008 es también secretaria general del PP y desde noviembre pasado compagina esas funciones además con la de ministra de Defensa. El otro aspirante, Tomás Medina, afiliado de un pueblo de Ciudad Real, basó toda su campaña sobre todo en cuestionar la acumulación de cargos de Cospedal. No ha tenido éxito y no ha superado el corte mínimo para poder competir en el Congreso Regional, que se celebrará el 18 de marzo en Cuenca.

Con el nuevo sistema de primarias del PP a doble vuelta primero votan todos los afiliados que se inscriban para ello en un censo y si los precandidatos superan unos resultados mínimos compiten luego en el propio Congreso del partido ya entre los 734 compromisarios, que también son votados por los afiliados. Esa doble votación se ha producido hoy en Castilla-La Mancha, que ha sido uno de los territorios del PP más convulsos en las últimas semanas primero por la presentación de un militante de Cuenca de una enmienda contra la acumulación de puestos de Cospedal para el 18 Congreso Nacional que estuvo a punto de ganar y luego porque esos mismos descontentos impulsaron una candidatura alternativa al cónclave regional.

Diego vence en Cantabria solo por 136 votos

J. C., Madrid

En el Congreso del PP de Cantabria sí habrá competición y muy igualdada. El partido está prácticamente dividido en dos en estos momentos y con gran tensión interna, como refleja el resultado final de la votación de los dos candidatos registrados. El actual presidente, Ignacio Diego, obtuvo al final un total de 1.558 votos y la otra aspirante, María José Sáenz de Buruaga, 1.422, según el escrutinio definitivo de los sufragios emitidos durante la jornada electoral del día 8 y dados a conocer en la noche de este viernes. Diego venció por 136 papeletas y apenas 4,5 puntos.

De los 3.365 afiliados inscritos, ejercieron su derecho al voto 3.024, lo que supone un 89,86 por ciento. Tras el recuento oficial, en términos porcentuales Diego logró un 51,57% de los votos y Sáenz de Buruaga un 47,07 %.

Ahora un total de 780 compromisarios han sido elegidos también para decidir en el congreso regional del 25 de marzo entre esas dos opciones en lo que será, casi con toda probabilidad, el cónclave más competido de todos los que organice el PP en toda España. Diego, que perdió el poder al frente de la presidencia de Cantabria en las elecciones autonómicas de 2015, pensaba en un principio retirarse ahora en consonancia con la demanda de la propia dirección nacional del partido que busca renovar cabezas de cartel ante el reto político de las próximas elecciones en 2019. La otra aspirante, hasta ahora su número dos y secretaria general del PP en la región, contaba de partida con el apoyo de la cúpula nacional, varios altos cargos, ex alcaldes de Santander y del actual ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, una de las figuras en alza en esa comunidad.

Cospedal ha obtenido, sin embargo, un respaldo claro para seguir más años al frente del PP de Castilla-La Mancha y ha ganado por abrumadora mayoría en las cinco provincias de su territorio. La secretaria general del PP envió en un primer momento 4.106 avales que refrendaban su opción y su rival, Tomás Medina, solo 143. El comité organizador del congreso rebajó luego bastante el número de avales válidos de ambos. A Cospedal se le aceptaron como totalmente legales 2.683 avales y a Medina 106. El mínimo requerido para ser precandidato fueron 90.

La votación se ha producido este viernes a partir de las seis de la tarde y durante tres horas en 52 mesas y sedes de Castilla-La Mancha. Cospedal se ha convertido en candidata única o reforzada, según el argot del propio PP, porque ha conseguido recabar, en tres de las cinco provincias de la región, el apoyo de más del 50% de los votos emitidos y con una diferencia superior a 15 puntos con respecto al otro candidato.

Castilla-La Mancha tiene en teoría 52.035 militantes, según el último censo actualizado antes del 18 Congreso Nacional. Ahora, sin embargo, se habían inscrito solo 3.401 afiliados para poder votar. El PP tiene más de 3.000 cargos, entre alcaldes, concejales, diputados y asesores del partido en Castilla-La Mancha, aunque muchos de ellos no son siquiera militantes, especialmente en los pueblos más pequeños.

Más información