Errejón pide “tomar nota de los procesos pasados” en la negociación con el PSOE

El 'número dos' de Podemos defiende que el acuerdo tendría que ser "digno" y gustar a los votantes

El portavoz de Podemos en el Congreso, Íñigo Errejón.
El portavoz de Podemos en el Congreso, Íñigo Errejón.Emilio Naranjo (EFE)

El número dos de Podemos, Íñigo Errejón, ha supeditado este martes el debate interno sobre una negociación con el PSOE a que ese partido despeje su situación. No ha querido pronunciarse sobre su postura en esa discusión, pero ha considerado que el diálogo debe ser flexible. “Con flexibilidad me refiero a que hay que tomar nota de los procesos pasados”, ha señalado en referencia a las conversaciones mantenidas con Pedro Sánchez y su equipo negociador en la pasada legislatura. Entonces, tras el acuerdo suscrito entre los socialistas y Ciudadanos, fracasó todo intento de entenderse.

Más información
Podemos decidirá su oferta al PSOE después de que Pedro Sánchez aclare su situación interna
Iglesias advierte de que las disputas pueden afectar a los órganos y a las listas

Errejón defiende, a diferencia de la línea más dura de Podemos, hacer todos los esfuerzos posibles para evitar unas terceras elecciones o que Mariano Rajoy se quede en La Moncloa. En cualquier caso, ha aclarado que no puede darse por sentado el apoyo. Si Pablo Iglesias defiende una relación de “igual a igual” con Sánchez, Errejón ha hecho hincapié en que debe ser digno. “El acuerdo tiene que ser un acuerdo digno, que satisfaga a nuestros inscritos y a los españoles que nos hayan votado o no”, ha considerado.

El secretario político de la formación ha mantenido que la prioridad es el fondo de la cuestión. Esto es, evitar una nueva convocatoria electoral. “Lo que hago es anteponer el objetivo político”, ha dicho, evitando explicar qué defenderá en el consejo ciudadano que Podemos celebra el próximo 8 de octubre. “No vamos a adelantar discusiones. Nos mantenemos firmes en una posición muy clara en el objetivo. No hay que resignarse al bloqueo”, ha proseguido antes de dejar claro que sus decisiones dependen de las del PSOE. “Tenemos que anteponer el objetivo político, y es el desbloqueo de la situación y que no nos acerque a un escenario de agotamiento”, ha insistido.

Errejón se ha pronunciado también sobre las diferencias internas, pero las ha circunscrito en el ámbito táctico. “Las diferencias tienen más que ver con diferencias tácticas que con diferencias estratégicas”, ha afirmado antes de rechazar que la relación de Podemos con el PSOE desate otra discusión interna. “No es una discusión con respecto a la relación con los otros partidos. Cómo será la discusión, no lo puedo adelantar”, ha agregado, recordando que “las grandes decisiones de calado” quedan sometidas al voto de los simpatizantes de la formación, como ocurrió en la pasada legislatura con el apoyo al pacto entre el PSOE y Ciudadanos.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Francesco Manetto

Estudió Filosofía y Letras y en 2006 empezó a trabajar en EL PAÍS tras cursar el Máster de Periodismo del diario. En Madrid se ha ocupado principalmente de información política y, como corresponsal en la Región Andina, se ha centrado en el posconflicto colombiano y en la crisis venezolana. Actualmente trabaja en la redacción de Ciudad de México

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS