Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rato reitera que está siendo sometido a una investigación inconstitucional

El exministro cree "demostrado" que los hechos por los que fue detenido en 2015 eran "falsos y erróneos"

Rodrigo Rato, a su salida de la Audiencia Provincial de Madrid en una foto de archivo.

El exvicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato ha presentado un nuevo recurso ante la Audiencia Provincial de Madrid en el que solicita el sobreseimiento de la pieza que investiga los pagos percibidos de Telefónica y Lazard, para las que trabajó tras dejar el cargo de director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI). En el escrito, el exministro reitera que su caso es "una inquisición general" basada en hipótesis e insiste en que está siendo sometido a una investigación inconstitucional. 

Rato alega en su recurso, al que ha tenido acceso Efe, la violación de derechos fundamentales y explica que las conductas que se le atribuyen no son delictivas, sino una "interpretación maliciosa" de pruebas, como el contrato suscrito con Lazard del que alertó la Unidad Central Operativa (UCO).

El también expresidente de Bankia define como "caza de brujas" la investigación que está en marcha en el Juzgado de Instrucción 31 de Madrid por presunto blanqueo, corrupción entre particulares y varios delitos fiscales, y en la que un informe de la UCO ha visto indicios de una posible administración desleal en la concesión de créditos por parte de Bankia a ciertas empresas durante su presidencia. Las sospechas recaen en Newcoval —creada por la inmobiliaria del banco—, Bankia Habitat y el grupo Aedifica, a las que el exministro introdujo en la operación del nuevo campo de fútbol del Valencia C.F.

Según las pesquisas, el entonces presidente de la entidad bancaria habría ocultado su participación en algunas de las empresas que componen Aedifica —Habitats del Golf, Habitats del Garraf y Terrenis Beguda Alta— y que recibieron varios créditos de Bankia. Sobre este extremo, Rato afirma que declaró todas sus participaciones en sociedades, "sin excluir ninguna".

La UCO asegura que Rato participó activamente en los consejos que aprobaron esos créditos. El exministro insiste en que ninguna de estas operaciones se ejecutó. Aun así, la Guardia Civil cree que "parte o el total de las cantidades que se aprobaron en el Consejo que presidía Rato" (347 millones de euros a Newcoval y 15 a cada empresa vehicular) llegó a las sociedades en las que participaba.

El Instituto Armado también alertó de presuntas irregularidades en COR Comunicación, propiedad de la familia Rato, según la UCO. COR Comunicación suscribió con Endesa servicios de publicidad entre 2008 y 2013 por los que recibió 25,8 millones y que después subcontrató con Media House y Macal por 16,4 y 5,2 millones. Rato reitera que no tuvo relación con COR hasta 2014, al tiempo que defiende que era una firma con más de 15 años de existencia que prestaba sus servicios a cambio de una comisión sobre su facturación a los medios, algo habitual en el sector.

La Oficina Nacional de Investigación del Fraude (ONIF) remitió "una posible ocultación de la titularidad real" y la evasión de 179.458 euros que dieron forma a una nueva pieza, a pesar de que la propia fiscal consideró prescrito este supuesto fraude, recuerda Rato. A estos recursos se une el ya presentado por la investigación que involucra a su excuñado, Santiago Alarcó.

Más información