Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La juez Victoria Rosell renuncia a repetir en las listas de Podemos

La magistrada, denunciada por el exministro Soria, era la cabeza de lista por Las Palmas

Victoria Rosell, de Podemos, acompañada por Pablo Iglesias.
Victoria Rosell, de Podemos, acompañada por Pablo Iglesias.

La juez Victoria Rosell renuncia a repetir en como cabeza de lista de Podemos por Las Palmas el próximo 26 de junio. Así lo comunicó el viernes por carta al grupo parlamentario de la formación emergente. La magistrada, denunciada por el exministro de Industria José Manuel Soria por un presunto caso de prevaricación y cohecho, espera ser llamada a declarar como investigada —imputada, según la denominación previa a la reforma— “en cualquier momento”. “De hecho, he pedido, si no archivan la causa, prestar declaración voluntariamente, cuanto antes”, afirma la misiva.

Mientras no se archive el procedimiento contra la juez, según el código ético de Podemos Rosell no puede optar a un cargo público. En la carta, la juez, que achaca su renuncia a una “cuestión de principios”, repasa el caso del que, según su relato, ha sido víctima. Tras siete meses de excedencia, ha solicitado regresar a su puesto en el Juzgado de instrucción número 8 de Las Palmas, renunciando así también al aforamiento. Al dejar su acta, tras la disolución de las Cortes, la investigación ya pasó del Supremo al Tribunal Superior de Justicia de Canarias. Rosell agradece a sus compañeros el apoyo recibido en unas circunstancias que, asegura, han sido difíciles y especialmente dolorosas. Susa palabras dejan claro, además, que mantiene intacto su compromiso con el proyecto de Podemos.

El objetivo de la renuncia, según ha informado la formación en un comunicado, es el de “defender su inocencia y honorabilidad en los tribunales”. El partido califica su investigación como “fruto de la cacería política de la que ha sido víctima desde el mismo momento en que anunció su incorporación a este proyecto político”. Según una fórmula frecuente entre los dirigentes de Podemos, "una maquinaria del fango". "La organización respeta la decisión pero expresa una vez más su máxima confianza en Victoria Rosell, por quien apostó para este proyecto de cambio por la ejemplaridad de su carrera", señala esta fuerza en un comunicado. Rosell es un "ejemplo de ética" al renunciar a su aforamiento, y ahora al renunciar a ir en las listas "para no dañar el proyecto". "Ha sido un honor. Bravo por tu coherencia. No pararemos hasta que puedas regresar con nosotros", ha escrito Pablo Iglesias en Twitter.

La justicia debe determinar si la exdiputada de Podemos prevaricó para favorecer negocios de su pareja durante su etapa como juez en Las Palmas. Según la querella del exministro de Industria, Rosell retrasó una causa en la que estaba imputado por delitos fiscales el empresario Miguel Ángel Ramírez que, según la investigación, mantiene “relaciones económicas” con la pareja de la juez, el periodista Carlos Sosa.

Cuando Soria presentó la querella se sabía que Ramírez, presidente de la Unión Deportiva Las Palmas, había alquilado una emisora de radio propiedad de Sosa unos días después de que Rosell dejara el juzgado para presentarse a las elecciones. Pero durante una declaración judicial posterior, el empresario aseguró que sus negocios con Sosa venían de antes y abarcan la etapa de Rosell como juez.

Esta semana se ha conocido que la fiscalía de Las Palmas ve indicios de delitos por parte de Salvador Alba, el juez que sustituyó a Rosell, a raíz de las grabaciones de una conversación entre el magistrado y el empresario Ramírez. En la conversación grabada, Alba, supuestamente, prepara con Ramírez una declaración que iba a servir al juez para redactar un informe sobre Rosell que le había solicitado el Tribunal Supremo para decidir si abría una causa contra la diputada. Para Podemos, se trata de una actuación que “socava el Estado de derecho”.

Más información