Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy da la llave de su acuerdo al PSOE para achacarle las elecciones

La vicepresidenta se abre a discutir los cinco pactos de Estado que ofreció el PP

Soraya Sáenz de Santamaría, este viernes.

"Nosotros necesitamos al PSOE y Pedro Sánchez tiene la llave", ha indicado este viernes la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, tras el Consejo de Ministros cuando se le ha preguntado por cuándo concretará el presidente en funciones la llamada pendiente al líder socialista. Y añadió: "Nosotros no tenemos ninguna capacidad de decisión, solo la que él tome". El Gobierno de Rajoy y el PP fijan la mirada y endurecen sus ataques en Pedro Sánchez ya en clave de campaña electoral y para responsabilizarle de la cada día aparentemente más inevitable repetición de las elecciones el 26 de junio.

Mientras tanto, Mariano Rajoy seguirá en su despacho de La Moncloa aguardando a que el secretario general del PSOE asuma que la negociación a tres bandas con Podemos y Ciudadanos ha fracasado y a que, cuando "las cosas caigan por su propio peso y no tardará mucho", concluya públicamente que esa vía ya no tiene sentido. El Ejecutivo de Rajoy espera que entonces Sánchez muestre alguna disposición a negociar el Gobierno de gran coalición o amplia mayoría que el líder del PP ya le ofreció el pasado 21 de diciembre. La vicepresidenta aclaró que no será necesario ni se requerirá una rectificación o reconocimiento público de ese fracaso, pero sí que todos los protagonistas lo "certifiquen" de alguna manera, que se supone será a través de los medios de comunicación.

Sáenz de Santamaría aceptó este viernes que será entonces cuando Rajoy efectuará la esperada llamada a Sánchez, le citará a una reunión y le pondrá otra vez sobre la mesa el documento que ya le envió el pasado 11 de febrero con los cinco pactos de Estado. La vicepresidenta sigue sosteniendo que aquellos cinco objetivos marcados en un texto de 18 páginas son válidos pero asume que en una hipotética nueva negociación con Sánchez e incluso con Albert Rivera, si ambos dirigentes acuden juntos, se puede plantear una discusión de otras medidas "y trabajar como se ha hecho siempre".

Lo que la número dos del Ejecutivo de Rajoy sí quiso dejar claro, antes incluso de que se produzca esa llamada más que probablemente después de la semana que viene, es que sentarse "para derogar toda la política del PP es muy complejo". Santamaría sí concedió que muchas de las 200 medidas suscritas en el pacto entre PSOE y Podemos estaban también en su programa electoral previo a las elecciones del pasado 20-D y en los programas de las otras formaciones y que por tanto podrían ser debatidas entre todos.

En el Gobierno y el PP van a mantener públicamente que esa negociación en serio con PSOE y Ciudadanos estará abierta hasta el último día, como volvió a subrayar este viernes Santamaría, pero en realidad tienen mucho más que dudas sobre que se vaya a producir en algún momento y solo piensan ya en cómo encarar las nuevas elecciones.

La vicepresidenta retomó así la vía del ataque directo a Pedro Sánchez para culparle de la futura convocatoria electoral por "su contumacia en el error" y "cerrazón" de querer acordar su presidencia con Podemos en vez de permitir la de Rajoy. Dijo la palabra "contumacia" tres veces y recordó, además, que esa suma no será posible, "no va a ninguna parte y no les va a salir" porque "las cifras son las que son" y ninguna de esas formaciones ha ganado además las elecciones.

"¿Se sientan ellos, los tres, no llegan a ningún acuerdo y la culpa de las elecciones es del PP?: esto no es serio, uno (por Pedro Sánchez) debe admitir su fracaso porque lo contrario es lo más estrambótico que he visto en política", remachó la vicepresidenta y diputada popular.

La dirigente popular volvió a exigir a Sánchez que explique públicamente y a sus socios su reunión discreta con el presidente de ERC, Oriol Junqueras, y se agarró a ese encuentro reciente para presuponer que durante este se pudiera discutir algo referido a la autodeterminación de Cataluña o de algunos territorios del resto de España. Y agregó ahí que esa cuestión estuvo también presente en la cita a tres del jueves entre PSOE, Podemos y Ciudadanos y la consideró incompatible con "el valor fundamental de defender la unidad de España".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información