Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pedro Sánchez propone una reforma del Código Penal que ya existe

El PSOE asegura que su propuesta es “más ambiciosa” que la aprobada por el Gobierno

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, con Ángel Gabilondo, portavoz socialista de la Asamblea de Madrid. Ampliar foto
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, con Ángel Gabilondo, portavoz socialista de la Asamblea de Madrid.

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, aseguró este miércoles en su encuentro con el grupo socialista en la Asamblea de Madrid que, si es elegido presidente del Gobierno, reformará el Código Penal para que sea posible actuar no solo contra el patrimonio de los corruptos sino contra el que hayan podido esconder a nombre "de terceros" y recuperar así "todo lo robado". El ministro de Justicia, Rafael Catalá, recordó posteriormente que dicha propuesta ya está en la reforma del Código Penal que entró en vigor el pasado 1 de julio.

La respuesta del PSOE ha sido salir al contraataque con el argumento de que su propuesta “es más ambiciosa” que lo aprobado por el Congreso, con su voto en contra. La novedad, según la dirección del PSOE es que la reforma vigente “vincula el decomiso de los efectos del delito solo en algunos supuestos delictivos, que no abarcan todas las manifestaciones de corrupción”. Así está escrito en una de las enmiendas del Grupo Socialista rechazada, entre otras, por el Grupo Popular. En este texto del PSOE se pedía que este decomiso se extenderá a los delitos de prevaricación y apropiación indebida “vinculada con el ejercicio de un cargo público”.

Otra enmienda, con matices diferenciales sobre lo aprobado por el Gobierno, señala que a lo defraudado tendrán que hacer frente “los familiares y/o allegados de los encausados y condenados, cuando por signos externos se aprecien indicios que han experimentado un incremento patrimonial desproporcionado con respecto a los ingresos que estos hayan podido obtener legalmente. Se subraya también como aspecto diferencial que el condenado por corrupción debe hacer frente a sus responsabilidades no solo con los bienes patrimoniales obtenidos por el delito, sino con “todos” sus bienes patrimoniales presentes y futuros.

En cualquier caso, el ministro de Justicia consideró que "no tiene ningún sentido que aquello que acabamos de reformar se convierta en un objetivo futuro cuando el PSOE y el resto de grupos parlamentarios han tenido la oportunidad de apoyar medidas de lucha contra la corrupción como todas estas".

Catalá insistió en que con la reforma ya en vigor del Código Penal ya hay medidas que "significan que ninguna persona condenada por un delito de contenido económico y en particular los que tienen que ver con la corrupción puedan poner los frutos económicos a nombre de terceros o en una sociedad a través de un testaferro".

"Todo eso está en la reforma del Código Penal y va a garantizar que todos aquellos que sean condenados por la comisión de un delito en materia de corrupción van a tener que asignar todos sus recursos a la devolución de lo robado", ha insistido Catalá.