Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Imbroda niega en el Supremo que hiciera un contrato irregular

El presidente de Melilla: "Tengo la conciencia tranquila y los bolsillos cristalinos"

Juan José Imbroda, ayer, a su llegada al Tribunal Supremo. Ampliar foto
Juan José Imbroda, ayer, a su llegada al Tribunal Supremo.

El presidente de Melilla, Juan José Imbroda, negó ayer haber prevaricado al contratar a un abogado, en 2001, con fondos públicos. “Tengo la conciencia tranquila y los bolsillos cristalinos, no tengo ningún tinglado raro”, aseguró Imbroda a los periodistas tras declarar durante hora y media ante el magistrado Francisco Monterde, el instructor de la causa abierta por el alto tribunal para investigar la actuación del también senador del PP.

El Supremo decidió abrir una causa contra Imbroda tras analizar la exposición razonada que elevó el juez de primera instancia e instrucción número 2 de Melilla, Emilio Lamo Espinosa. Este cree que existen indicios de que Imbroda ha incurrido en delitos de prevaricación continuada, malversación de caudales públicos y fraude en la contratación sin concurso del abogado, al que pagó 357.000 euros con fondos de la ciudad autónoma.

El presidente de la ciudad autónoma, que acaba de ser confirmado por el PP como candidato a la reelección para las elecciones del próximo 24 de mayo, insistió ayer en que la contratación del abogado se hizo “sin ninguna doblez” y confió en que el Supremo archive el caso. Pero Imbroda puso su cargo a disposición del partido. “Si me lo piden estaré abajo limpiando, porque aquí lo importante son los ciudadanos de Melilla, a los que lo que menos les interesa es la inestabilidad”, afirmó.

“En ningún momento tuve una advertencia de ilegalidad”, sostuvo el senador popular, que no quiso comparar su caso con el que afecta a los expresidentes andaluces Manuel Chaves y José Antonio Griñán.