Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

16 guardias civiles imputados por la muerte de 15 inmigrantes en Tarajal

La instructora cita a declarar a tres mandos y 13 agentes a principios de marzo

Los guardias civiles devuelven a inmigrantes a Marruecos en la playa deTarajal. Ampliar foto
Los guardias civiles devuelven a inmigrantes a Marruecos en la playa deTarajal.

El próximo marzo, un año y un mes después de la tragedia de Tarajal, 16 guardias civiles acudirán por primera vez como imputados a un juzgado a declarar por los hechos ocurridos en la mañana del 6 de febrero de 2014, cuando 15 inmigrantes murieron ahogados al intentar acceder a nado a Ceuta. La magistrada a cargo de la investigación, María del Carmen Serván, firmó el pasado martes una providencia por la que cita a tres mandos del Instituto Armado y a 13 agentes que estaban desplegados en la zona donde se utilizó material antidisturbios cuando los subsaharianos se encontraban en el agua.

"La juez va a investigar si las actuaciones de estos, y el uso que hicieron de las pelotas [de goma], pudieron influir en la muerte de los cinco sin papeles encontrados en las costas españolas", ha aclarado este miércoles, por su parte, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), que ha añadido cómo la instrucción tendrá que determinar si estos agentes "pudieran ser responsables de un presunto delito de homicidio imprudente". Para ello, según consta en su escrito, la titular del Juzgado de Instrucción número 6 de la ciudad autónoma llama en tandas de cuatro a los 16 efectivos de la Guardia Civil, que deberán personarse los días 3, 6, 10 y 11 de marzo "asistidos por un letrado".

Entre los convocados el próximo mes, como consta en la providencia de tres páginas a la que ha tenido acceso EL PAÍS, se encuentran un teniente, un sargento y un capitán. "Este último era la mayor autoridad al mando sobre el terreno. Habrá que ver ahora si él daba las órdenes o las recibía de arriba", ha explicado Estrella Galán, secretaria general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), una de las ONG personadas en la causa, que exigen responsabilidades penales y políticas por los hechos. Porque, en los días posteriores a la tragedia, el director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, negó el uso de material antidisturbios en el agua. Una versión que desmintieron después distintas grabaciones, lo que provocó la comparecencia del propio ministro del Interior en el Congreso de los Diputados.

Los imputados

  • Un total de 14 de los 16 agentes imputados utilizaron pelotas de goma durante la tragedia, como reconocieron en el informe remitido por la Comandancia de Ceuta al juzgado, publicado por EP.
  • Cinco de los guardias civiles citados, entre ellos el capitán, pertenecen a la Unidad de Compañía Rural de Seguridad de Ceuta. El resto se integra en el Grupo de Reserva y Seguridad número 2 de Sevilla.
  • Todos negaron disparar a los inmigrantes. El capitán relató que pidió "un fusil a un agente y varias pelotas" para que el resto de agentes "vieran que su jefe se implicaba como ellos en evitar el paso de la frontera".

Fuentes de la delegación del Gobierno en Ceuta, además de reiterar este miércoles su apoyo al instituto armado, han manifestado su "respeto" por la decisión judicial. La cual llega inmediatamente después de que la Audiencia Nacional devolviera la causa al juzgado de la ciudad autónoma, que se había inhibido del proceso el pasado 17 de diciembre, al considerar que las muertes de los 15 subsaharianos se produjeron en territorio marroquí. Una decisión que revocó posteriormente el magistrado Fernando Andreu, que instó el 29 de enero a la juez de Ceuta a continuar con las pesquisas. "Consideró que era la competente para instruir los hechos denunciados, dado que no está probado en qué aguas murieron los inmigrantes que trataban de entrar en nuestro país", ha subrayado el TSJA.

De momento, la instrucción de Serván se refiere únicamente a los cuerpos hallados en aguas españolas. La investigación sobre el resto de fallecidos se encuentra a la espera de recibir los datos solicitados a Marruecos por comisión rogatoria: el número de muertos hallados en la costa del país africano y el resultado de las autopsias practicadas a los cadáveres.

“Ha habido muchas dilaciones y retrasos en la causa”

Los colectivos sociales han recibido con "satisfacción" la decisión de la juez. "Es un paso más en la investigación. Pero es muy importante, porque era algo que pedían las familias y las ONG. La declaración de los agentes es fundamental para esclarecer qué ocurrió la mañana de la tragedia", ha señalado María Serrano, portavoz de Política Interior de Amnistía Internacional (AI), que ha incidido en que las imputaciones llegan tras "muchos retrasos en la causa". Una idea que comparte Estrella Galán, secretaria general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR): "Celebramos que por fin se haya producido algún avance".

La investigación se prolonga ya desde hace más de un año. Y, en este tiempo, los colectivos sociales han denunciado las "dilaciones" del procedimiento. "El peso de la causa lo están llevando las ONG. Y la fiscalía también debe tener en esto un papel fundamental...", ha recalcado este miércoles Serrano, que ha recordado que hasta ahora ningún agente de la Guardia Civil había sido citado ante la instructora —aunque el instituto armado sí había remitido al juzgado un informe con las declaraciones de los ahora imputados—. Y que, además, pese a las peticiones de las ONG y las familias de los fallecidos, ninguno de los supervivientes ha acudido como testigo a ofrecer su versión. A este respecto, el TSJA ha apuntado que "la juez está analizando diversos informes con el relato de testigos presentes durante los hechos".

El Ministerio de Interior, con Fernández Díaz a la cabeza, ha defendido siempre la actuación de los agentes durante aquel día. El ministro ha respaldado reiteradamente el uso de material antidisturbios durante el intento de entrada de los inmigrantes, así como la devolución posterior a Marruecos de un grupo de subsaharianos que sí consiguió alcanzar la playa de Tarajal.

"Lo que está claro es que esos días se ocultó información y se negaron cosas que, posteriormente, se constataron que eran verdad", ha apostillado Galán, que ha exigido la asunción de responsabilidades políticas —ha apuntado al director general de la Guardia Civil — y ha recalcado que la jueza debe investigar ahora si la utilización de pelotas de goma y botes de humo se hizo "dentro de los parámetros de la proporcionalidad".

Más información