Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mitad de los pacientes aún no tiene acceso a cuidados paliativos

La Asociación Española contra el Cáncer denuncia inequidad entre comunidades autónomas

Uno de cada dos pacientes que necesita cuidados paliativos no tiene acceso a ellos. En ocasiones esto se debe a la falta de información que se proporciona a pacientes y familiares, pero en otras la razón es que no hay recursos, según denuncia un estudio de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), hecho público hoy, día mundial contra esta enfermedad.

Hay comunidades autónomas que carecen de suficientes servicios para proporcionar cuidados paliativos a todos los enfermos que los necesitan: 15 de ellas necesitan aumentar su capacidad, señala el informe. A pesar de las diferencias entre regiones, el texto subraya que España figura entre los primeros países del mundo.

Según estimaciones de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (SECPAL), sería necesario contar con una unidad que pueda ofrecer cuidados paliativos por cada 80.000 habitantes para que la cobertura a toda la población estuviera garantizada. En España hay 458 recursos, cuando los necesarios según ese ratio serían 658, es decir, hacen falta 200 unidades más. El informe calcula el presupuesto total que habría que aumentar: 28 millones de euros.

Por comunidades, algunas cumplen o sobrepasan el rato establecido. Son La Rioja, Cataluña o las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. En cambio, Andalucía y Madrid, entre otras, deberían aumentar el número de unidades. En la primera harían falta 52 más; en la segunda, 30, según precisa el informe.

A pesar de contar con una Estrategia Nacional en Cuidados Paliativos, los planes autonómicos no siguen una perfecta alineación con la misma, puesto que existe gran diversidad entre unos y otros a la hora de plantear sus objetivos y líneas de acción, señala la AECC: "Los planes autonómicos deberían seguir el mismo enfoque que se plantea desde el Sistema Nacional de Salud para, de este modo, contribuir a que se garantice un acceso equitativo".

El final de la vida es "una etapa de difícil afrontamiento que requiere de una serie de cuidados especiales", destaca el texto. La AECC señala que la final de los cuidados paliativos no es una "muerte digna", sino una vida digna hasta el final "con el máximo confort". Por eso pide que acabe la inequidad y que las unidades multidisciplinares incluyan la atención psicosocial, el voluntariado y la atención al duelo.

El informe señala asimismo que contar con unidades específicas para cuidados paliativos puede ahorrar más del 60% del gasto que supone la atención a personas en el final de la vida. Cita un estudio de Gómez Batiste, de 2006, que asegura que estos dispositivos (tanto en unidades hospitalarias como domiciliarias) puede evitar ingresos innecesarios y disminuir la estancia media de los pacientes en el hospital.

Un 30,7% de las personas que requirieron cuidados paliativos fueron atendidos por equipos domiciliarios y un 17,9%, por hospitalarios, según los datos de 2007 que cita el informe.

"Aunque no nos lo creamos, en este país todavía hay miles de personas que requieren cuidados paliativos y que por diferentes razones no tienen acceso a ellos", ha subrayado hoy la Reina Letizia durante el discurso de apertura de la IV edición del Foro contra el Cáncer de la AECC. Es presidenta de honor de esta organización.

Al foro también ha acudido el ministro de Sanidad, Alfonso, Alonso, que ha afirmado que el "gran reto" de la sanidad pública es garantizar que todos los tratamientos lleguen a todos los pacientes y evitar que tengan "más o menos suerte" de recibirlos en función del lugar donde viven. 

Más información