Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los eurodiputados del PSOE votarán mañana contra Arias Cañete

González Pons (PP) critica los socialistas españoles: "Es una burrería política"

El candidato a comisario europeo de Clima y Energía, Miguel Arias Cañete. Ampliar foto
El candidato a comisario europeo de Clima y Energía, Miguel Arias Cañete. EFE

Los tres eurodiputados socialistas españoles adscritos a las comisiones de Medio Ambiente y de Industria votarán mañana contra la candidatura de Miguel Arias Cañete para el cargo de comisario de Clima y Energía. La jefa de la delegación del PSOE en la Eurocámara, Iratxe García, ha justificado este martes la decisión de los socialistas españoles por "sus conflictos de intereses, sus declaraciones machistas y sus políticas en materia de lucha contra el cambio climático" y ha recordado que una mayoría de grupos políticos en Bruselas "cuestiona" su candidatura. El todavía número dos del PP español en Bruselas —se convertiría en número uno si Arias Cañete es finalmente confirmado como comisario—, Esteban González Pons, ha respondido que su compañero de partido no tiene "ninguna incompatibilidad para el cargo" y ha acusado al PSOE de "burrería política" por oponerse a su nombramiento.

"Los socialistas españoles vamos a votar que no a Cañete como comisario europeo. No vamos a aceptar el chantaje de Rajoy", ha incidido García en declaraciones a la prensa. La dirigente socialista ha cargado contra el "empecinamiento" del presidente del Gobierno y del PP que, a su juicio, están "amenazando" con un bloqueo de la Comisión Europea con el único propósito de mantener a Arias Cañete como futuro comisario. "No entienden que esta situación está provocando una erosión de la imagen de España", ha aseverado.

La jefa de la delegación socialista española también ha rechazado de plano que haya un acuerdo entre socialdemócratas y conservadores para salvar la formación del nuevo Ejecutivo comunitario, tal y como dejó caer el lunes el eurodiputado popular Luis de Grandes. "No es cierto. No hay ningún acuerdo para desbloquear la situación de la Comisión y mucho menos para apoyar a Cañete".

En respuesta a García, González Pons ha pedido a los socialistas españoles "que se comporten como tales y voten junto al resto de socialistas" europeos. "Si siguen oponiéndose es por pura burrería política, porque Pedro Sánchez dijo que se iba a oponer. Sería ir contra los intereses de España", ha añadido. "O pactamos o, si solo tenemos en cuenta los intereses de cada partidito en su país, no habrá Comisión", ha subrayado en referencia al teórico acuerdo entre conservadores, socialdemócratas y liberales para la formación del Gabiente del socialcristiano Jean-Claude Juncker.

La votación del lunes en la comisión de Asuntos Jurídicos sobre los cambios en la declaración de intereses de Arias Cañete dio muestras de la división en el seno del grupo socialdemócrata en la Eurocámara. Tres de los seis representantes socialistas votaron a favor de pasar página sobre la nueva declaración de intereses financieros del candidato español, mientras que el resto optaron por la abstención. Los siete representantes del Partido Popular Europeo y el de ECR —el partido liderado por los tories británicos— votaron a favor, mientras que los eurodiputados liberales, ecologistas y de la Izquierda Unitaria rechazaron los cambios en los intereses declarados por Arias Cañete. De repetirse esta pauta de voto mañana por la tarde —cuando previsiblemente se someterán a sufragio de las comisiones competentes las candidaturas de Cañete, del británico Jonathan Hill (Servicios Financieros), del francés Pierre Moscovici (Economía y Finanzas) y del finlandés Jyrki Katainen (vicepresidente de Crecimiento, Competitividad y Empleo)—, los hombres fuertes que más dudas suscitan en el nuevo Ejecutivo comunitario pasarían la criba parlamentaria. Las negociaciones de última hora serán vitales.