Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chacón se inclina por estar en la ejecutiva de Sánchez

La exministra mantiene contacto con el nuevo líder socialista

El próximo secretario del PSOE busca dar contenido al congreso con cuatro foros

“Los entierros, que sean cortos, que estamos de bautizo”, les dijo este lunes Alfredo Pérez Rubalcaba a los miembros de su ejecutiva en su despedida. Fue su último acto al frente de un órgano colegiado de dirección del PSOE, en el que hubo despedida con emoción, pero con la intención de evitar que se convirtiera en una sucesión de intervenciones de despedida.

 De hecho, la segunda parte de la frase de Rubalcaba se cumplió con la presencia al final en la ejecutiva de Pedro Sánchez, que el fin de semana asumirá el cargo de secretario general tras ser elegido directamente por los militantes. El futuro líder del partido participó unos minutos en la reunión de la ejecutiva y les agradeció que hubieran hecho posible la elección directa del secretario general por los militantes, que en su momento facilitaran los trabajos de la conferencia política de noviembre y que impulsaran la llamada Declaración de Granada, en la que se diseñó la propuesta federal del PSOE.

Sánchez sigue diseñando su nueva ejecutiva, en la que habrá menos miembros, con mayores responsabilidades ejecutivas.

En esa ejecutiva se mantendrán dos representantes del PSC, tal y como explicó  Miquel Iceta, nuevo líder de los socialistas catalanes. Según dijo, “sin duda”, uno de los miembros del PSC en la nueva Ejecutiva del PSOE puede ser la exministra Carme Chacón, ya que es una dirigente destacada del partido.

Chacón sigue dudando si acepta estar en la dirección. Se vieron el sábado en Barcelona y el lunes han vuelto a hablar por teléfono para intercambiar opiniones. Aun no hay concreción, pero se inclina por aceptar estar en la ejecutiva con cometido concreto en una de las áreas, que aún no se ha decidido, según fuentes próximas a la exministra.

Sánchez se reunió con Patxi López, líder del PSE, y con Javier Lambán, secretario general del PSOE de Aragón. El exlehendakari estará con toda seguridad en la ejecutiva, con una función concreta y relevante, y no como presidente del partido, cargo en el que solo tendría una labor de representación y simbólica. En breve dejará por decisión propia la secretaría general del PSE. “Yo estoy para ayudar a este proyecto, al nuevo secretario general, a la nueva dirección”, aseguró López ayer tras entrevistarse en la sede de Ferraz con el secretario general electo.

Además, Sánchez intenta estos días dotar de contenido el congreso federal del fin de semana. En principio, los congresos extraordinarios solo sirven para renovar cargos y estructuras y no pueden aprobar resoluciones programáticas. Además, hace pocos meses se celebró la conferencia política en la que se aprobó un diseño ideológico y en cuyos trabajos, por cierto, tuvo un papel relevante Pedro Sánchez. Con ese fin, el nuevo líder del PSOE ha puesto en marcha cuatro foros temáticos para el congreso extraordinario, que dan idea de sus prioridades y apuntan algunas decisiones futuras sobre personas, porque ha encargado la organización a dirigentes que le han apoyado.

Habrá uno de economía a cargo de Mari Luz Rodríguez, exsecretaria de Estado de Empleo, que tuvo un papel destacado en el equipo de campaña de Sánchez. Otro sobre municipalismo, que dirigirá Abel Caballero, alcalde de Vigo. Otro sobre igualdad, a cargo de Carmen Montón, diputada por Valencia, portavoz de la materia en el Congreso de los Diputados y miembro activo de su grupo de apoyo en esa comunidad. Habrá un cuarto foro sobre medio ambiente. De todos ellos saldrán conclusiones.