Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rubalcaba afronta hoy las peticiones de libertad de voto sobre la abdicación

Un grupo de diputados apelan a su conciencia y la dirección recalca que no se trata de elegir entre Monarquía y República

Alfredo Pérez Rubalcaba.
Alfredo Pérez Rubalcaba. EFE

El conflicto abierto en las bases del PSOE, muy ligeramente en las direcciones territoriales, sobre la posición del partido en torno a la Monarquía lo encarará hoy directamente su secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba. El marco será la reunión interna del Grupo Parlamentario Socialista en el que se debatirá la posición del grupo sobre el voto del día siguiente sobre el proyecto de ley de abdicación del Rey. Una media docena de diputados piden libertad de voto, según fuentes parlamentarias, aunque quienes sí quieren dar la cara son Odón Elorza, exalcalde de San Sebastián, el balear Guillem García Gasulla y el alicantino Federico Buyolo. “Por respeto a las convicciones republicanas” pero también a su sentido cívico, Elorza, va a defender la libertad de voto. García Gasulla y Buyolo harán lo mismo. La presidenta de Andalucía, Susana Díaz, que acaba de renunciar a la presidencia de la secretaría general del partido, señala que la Constitución hay que cumplirla. Pedro Sánchez Castejón, diputado por Madrid, aspirante a liderar el PSOE precisa que votará el miércoles a favor del proyecto de ley aunque podría perfectamente plantearse la libertad de voto. Otro de los candidatos, José Antonio Pérez Tapias, de Izquierda Socialista, apoya la libertad de voto y, además, un planteamiento claro sobre la Monarquía.

Será probablemente una de las reuniones más trascendentes del Grupo Parlamentario Socialista por lo que el propio presidente del grupo, Alfredo Pérez Rubalcaba, la dirigirá con lo que asumirá el debate que se plantee y liberará de esa carga a la portavoz del Grupo Socialista, Soraya Rodríguez que estará a su lado, junto al secretario general del grupo, Eduardo Madina. “No se trata de votar Monarquía o República, sino de dar cauce a una ley procedimental para que la abdicación sea efectiva”, ha dicho Soraya Rodríguez. El fondo de lo que se vota es lo que lleva a la portavoz a considerar improcedente que se plantee la libertad de conciencia. “No hay lugar para la libertad de voto”, ha planteado. La dirección socialista, recuerda que ha sido Rubalcaba quien ha propuesto la reforma de la Constitución y, por tanto, todo es susceptible de ser debatido aunque mientras esté vigente “hay que respetarla”, señalan estas fuentes.

Hasta que otro líder se haga cargo del PSOE el actual, Alfredo Pérez Rubalcaba, mantiene un compromiso muy fuerte con el actual monarca y el próximo. Este político era de las pocas personas que estaban al tanto de la abdicación del rey Juan Carlos, del anuncio y de los pasos posteriores.

Entre tanto, en las distintas federaciones del PSOE “la pulsión republicana”, como se le ha escuchado decir al propio Rubalcaba ha ido creciendo. Uno de los candidatos posibles, Pedro Sánchez, ha pedido “la modernización de la Monarquía” y el “replanteamiento” de algunos de sus privilegios, entre ellos, la inviolabilidad del rey. A juicio de Sánchez el monarca puede estar aforado pero en estos tiempos no se entiende que sea inimputable. Será para el futuro porque Don Juan Carlos tiene inviolabilidad para sus 39 años de reinado.

La dirección  señala que todo puede  debatirse aunque mientras la Constitución esté vigente “hay que respetarla”

No la monarquía ocupa a Sánchez Castejón, este asunto es más bien colateral, sino que pide el cambio en la ley de partidos, en relación a las incompatibilidades para endurecerlas y la ley electoral para que haya una cercanía real con los electores. Estas propuestas las ha realizado Sánchez Castejón en una conversación con los periodistas en el Congreso. Esa cercanía también la pide con los militantes de manera que estos puedan ser consultados sobre asuntos relevantes para que la dirección los asuma y los defienda.

Un paréntesis, sin embargo, se ha abierto en torno a la consulta y posterior congreso del PSOE en tanto se resuelve la abdicación del rey. “Socialismo Democrático” es un colectivo de socialistas que ha pedido ya su conversión en corriente dentro del PSOE, como lo es Izquierda Socialista y que quiere intervenir en el voto de mañana. Estos se han dirigido a la dirección del grupo para “pedir libertad de voto”. A las nueve de la mañana del miércoles empezará el pleno sobre el proyecto de ley por la que se hace efectiva la abdicación del rey Juan Carlos. Cinco enmiendas al mismo se defenderán para pedir un referéndum sobre Monarquía o Republicana. La dirección del PSOE ordenará a sus diputados y la próxima semana a los senadores, que las rechacen.

Más información