Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El déficit fiscal de Cataluña es similar al de las regiones ricas de otros países

Un informe elaborado por el experto del Gobierno para las balanzas fiscales dice que la Generalitat está en la misma situación que Baviera o Lombardía

Un informe elaborado por Ángel de la Fuente, uno de los expertos elegidos por el Gobierno para calcular las balanzas fiscales, concluye que el déficit fiscal de Cataluña —el saldo entre lo que aporta la comunidad al sistema y lo que recibe— es equivalente al de las regiones ricas de otros países federales. La Comunidad de Madrid, que también se queja de una financiación insuficiente, estaría en la misma situación. Las regiones ricas aportan más y en proporción reciben menos, lo que genera el déficit fiscal. La conclusión del estudio de De la Fuente es que esa diferencia es similar a la que presentan regiones como Baviera, Lombardía, Nueva Jersey, Ontario o el Sureste de Inglaterra.

El documento, presentado ayer por el Instituto de Estudios Económicos (IEE), una organización de corte liberal y próxima a la patronal, trata de contrarrestar las quejas esgrimidas por dirigentes políticos catalanes basadas en el abultado déficit fiscal que padece esta comunidad con España.

De la Fuente, uno de los expertos más reconocidos en la materia, debatió durante la presentación del documento con uno de los economistas de cabecera de la Generalitat, Guillem López Casasnovas, que defendió el maltrato fiscal a Cataluña. “Si los catalanes se despertasen bávaros mañana, estarían igual o, incluso, peor que ellos en términos fiscales”, deslizó ayer De la Fuente, recién nombrado director general de Fedea, uno de los think tank más influyentes en cuestiones económicas.

Este economista explicó que para hacer la comparación recurrió a una cifra de déficit fiscal calculada mediante el método coste beneficio —un sistema que permite conocer el impacto de los flujos económicos sobre el bienestar de los ciudadanos—. Según este método, el museo del Prado, que está en Madrid, debe imputarse a varios territorios pues genera bienestar en todo el Estado. Además, precisó que para su cálculo ha homogeneizado el efecto del ciclo económico, de las diferentes competencias, y ha aplicado una fórmula para determinar la población ajustada (dispersión geográfica, envejecimiento de la población...). El resultado es que Cataluña tenía un déficit de 5,25% del PIB en 2005, fecha hasta la cual hay datos oficiales disponibles. La cifra no se desvía mucho de la calculada por la Generalitat para este periodo y con este método.

De la Fuente se pregunta si este nivel de déficit que sufre Cataluña es elevado o no. Para responder lo compara con las cifras de los Länder con capacidad fiscal parecida a Cataluña: Baviera, Baden-Wüttemberg y Hesse. Como Alemania carece de estudios fiables sobre balanzas fiscales, el investigador del CSIC recurre a datos del sistema de financiación alemán correspondientes a 2008 procedentes del Ministerio Federal de Finanzas Alemán. “Los Länder comparables a Cataluña por nivel de renta no están mejor financiados”, sentenció ayer. El informe sigue el mismo método con otras regiones ricas de países federales, como Nueva York y Nueva Jersey, en Estados Unidos; Lombardia y Véneto, en Italia, y Ontario, en Canadá.

López Casasnovas rechazó el análisis de De la Fuente y criticó el sistema de financiación porque no recoge el “factor de precios relativos”. Un término que explica que un ciudadano de Cataluña no compra lo mismo con un euro que uno de Asturias porque los precios son mayores en Cataluña. Este catedrático de la Pompeu Fabra minimizó los costes inherentes a la independencia de Cataluña. “Un boicot de España del 50% en consumo particular y del 20% de empresas supondría un golpe al PIB de Cataluña de entre el 1,7% y el 2,4% del PIB”.

Fuente: Instituto de Estudios Económicos (Ángel de la Fuente y Clemente Polo).
Fuente: Instituto de Estudios Económicos (Ángel de la Fuente y Clemente Polo).