Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CASO MALAYA

Detenido en Barajas el fugitivo del GIL Javier Lendínez tras cinco años ‘perdido’

Está condenado a nueve meses y se le relaciona con todos los casos de corrupción en Marbella

Ampliar foto
Francisco Javier Lendínez, en una comparecencia judicial en 2008.

Francisco Javier Lendínez, exconcejal del Grupo Independiente Liberal (GIL) en Marbella en busca y captura desde hace casi cinco años por el caso Malaya, fue detenido este jueves en el aeropuerto de Barajas y puesto a disposición judicial, según han informado a Efe fuentes de la Policía Nacional. Lendínez está condenado a nueve meses de cárcel tras pactar una pena con la Fiscalía que nunca cumplió. Su regreso se ha producido el día antes de que se conociera la sentencia del caso Malaya, en la que han sido condenados dos exalcaldes (y exjefes suyos) y 13 compañeros de corporación.

Tras introducir sus datos en el sistema, la compañía aérea avisó a las fuerzas de seguridad de que se trataba de un fugitivo de la justicia. La Policía Nacional procedió a su arresto en respuesta a la orden de detención cursada en diciembre de 2008 por el juez que investigó el caso Malaya, Óscar Pérez, titular del Juzgado de Instrucción 5 de Málaga.

Pérez dictó esta orden al constatar que el que fuera concejal de Marbella por el GIL de 1999 a 2003 no se había presentado a firmar en el juzgado desde hacía dos meses, a lo que estaba obligado como medida cautelar impuesta por el juez.

En esas fechas otros juzgados de Marbella, Instrucción 1, el 2 y el 3, también lo requirieron por otras causas contra él por asuntos urbanísticos. Lendínez está imputado en el caso Malaya, en el caso Saqueo II –por el que la Fiscalía le pide 7 años de cárcel por malversación– y en varias causas de corrupción urbanística, y ya fue condenado en mayo de 2008 por un delito contra la ordenación del territorio.

El exconcejal del partido de Jesús Gil tenía que haber ingresado en prisión para cumplir una pena de nueve meses pactada con la Fiscalía, pero nunca llegó a hacerlo porque desapareció. Es hermano del que fuera secretario personal de Julián Muñoz

En el caso Malaya, Lendínez está imputado por cohecho tras una supuesta percepción de 18.000 euros pagados por el cerebro de la trama, Juan Antonio Roca, exasesor de Urbanismo del Ayuntamiento de Marbella. Lendínez fue miembro del equipo de gobierno del GIL hasta que la moción de censura contra el exalcalde de Marbella, Julián Muñoz, lo apartó del poder en agosto de 2003, momento en el que se mantuvo en la oposición. Según las fuentes policiales, la orden de detención contemplaba que tenía que ser puesto a disposición judicial en los juzgados de Málaga que lo reclamaban.