Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
los recortes en extremadura

IU fuerza a Monago a subir impuestos para suavizar el recorte a los funcionarios

La Junta reducirá a los empleados públicos el complemento de carrera en un 30% frente al 50%

El céntimo sanitario en el diésel pasará de dos céntimos a más del doble, 4,8

IU mantiene a pesar de las concesiones el "rechazo frontal" a los recortes

El PSOE votará en contra porque no acompañará a Monago a "enterrar el Estado de Bienestar"

El presidente de Extremadura, José Antonio Monago, y el líder de IU en la comunidad, Pedro Escobar.
El presidente de Extremadura, José Antonio Monago, y el líder de IU en la comunidad, Pedro Escobar. EFE

El principio de acuerdo al que llegaron ayer el presidente de la Junta de Extemadura, el popular José Antonio Monago, e Izquierda Unida para subir más los impuestos en la comunidad, ha permitido al Gobierno regional suavizar la bajada del sueldo de los funcionarios. La Junta reducirá el complemento de carrera profesional que cobraban los 11.000 empleados públicos que no son docentes o sanitarios en un 30%, en lugar del 50% inicial.

A cambio, el llamado céntimo sanitario (el gravamen a los carburantes) pasará en el diésel de dos céntimos a 4,8 -esta medida se incluirá a través de una enmienda de IU- y se creará un nuevo impuesto para la producción hidroeléctrica. Monago trata así de salvar la aprobación en el Parlamento de su plan de ajuste, al que el Consejo de Gobierno ha dado luz verde esta mañana. Pero el líder de IU, Pedro Escobar, ya ha anunciado que mantiene el "rechazo frontal" a los recortes. Los socialistas también se opondrán.

El plan de ajuste de la Junta está desarrollado en dos proyectos de ley, que son los que se han aprobado y presentado esta mañana. Con el proyecto de ley de ingresos, el Gobierno regional estima que se podrá recaudar este año 22 millones de euros - a base de medidas como subir el IRPF eliminando deducciones, incrementar el impuesto del Patrimonio, el impuesto de Transmisiones Patrimoniales o el de Actos Jurídicos Documentados- y hasta 61 millones en 2013.

Con el proyecto de ley de gastos, que incluye la reducción del complemento del sueldo de los funcionarios, el ahorro alcanzaría los 19 millones. La norma contempla también una rebaja de los salarios de los altos cargos en un 5%, aunque el consejero de Economía, Antonio Fernández, no ha cuantificado el ahorro que supondrá, pero ha reconocido que el impacto "será menor".

El preacuerdo con la coalición de izquierdas parecía allanar el camino a la aprobación del plan en el Parlamento, aunque ya no está nada claro. IU votará en contra del proyecto de ley de gastos, y solo está dispuesto a negociar el relativo a los ingresos. El coordinador de la formación, Pedro Escobar, ha expresado el "rechazo frontal" de su formación a los recortes. "La postura de IU no ha cambiado ni un ápice", ha dicho Escobar, y los continúa rechazando "como ya ratificó en su día el Consejo Político de IU". De no conseguir el visto bueno al plan en el Parlamento regional -el PP no puede hacerlo solo con sus votos-, la comunidad corre el riesgo de ser intervenida por el Estado.

IU entiende que su cuota de responsabilidad ya está cubierta después de abstenerse tanto en la sesión de investidura de Monago como en la votación de los Presupuestos de 2012. El coordinador federal, Cayo Lara, sugirió incluso presentar una moción de censura. La intención del PSOE es plantear esa moción en enero del año que viene.

La vicepresidenta de la Junta, Cristina Teniente, ha apelado esta mañana a la responsabilidad de PSOE e IU para llegar a acuerdos y dar una "lección de fortaleza" ante España y Europa. "Si no se apoyan los recortes, los que tienen que agudizar el ingenio son el PSOE e IU para presentar alternativas porque el Gobierno está dispuesto a negociar", ha asegurado. "Un Gobierno en minoría acompañado por una oposición responsable puede llegar a ser el mejor de los Gobiernos".

El portavoz del Grupo Socialista, Valentín García, ha avanzado sin embargo que votarán en contra a los ajustes. El PSOE "no acompañará al señor Monago a enterrar definitivamente el Estado del Bienestar en Extremadura, ni el sistema sanitario público, ni el sistema educativo" de la región, ha afirmado García. Los socialistas no comparten la subida de impuestos porque creen que grava solo a las clases medias, y tampoco las políticas de recorte. Monago "miente" , ha asegurado el portavoz, cuando dice que si se bloquean estos proyectos de ley sólo quedaría la intervención de Extremadura: "Habrá intervención si el Gobierno sigue incumpliendo el déficit".

Tras la negociación con IU, del plan de ajuste desaparece también la bajada de salarios si los empleados públicos se dan de baja por enfermedad: la Junta pretendía que recibieran solo el 75% del sueldo a partir del cuarto mes de baja, pero finalmente esa medida queda sin aplicar y cobrarán el 100% del salario.

Los proyectos de ley han iniciado ya su andadura parlamentaria: el próximo día 12 se hará su toma en consideración, y el día 21 se votarán las enmiendas parciales.