Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Comida de Rato con ministrables a la que solo falta Montoro

El exvicepresidente reúne a los ‘ratistas’ a pocas horas de desvelarse el Gobierno

El Presidente de Bankia, Rodrigo Rato. EUROPA PRESS

Faltan unos pocos días ya para que, el miércoles, Mariano Rajoy desvele su Gobierno. Y el PP y todo su entorno, sobre todo los que se saben candidatos, vive en un ambiente de gran tensión. Todo se analiza con lupa. Y ayer, en Lhardy, con un cocido, Rodrigo Rato, el hombre que lo fue todo en el PP menos líder —porque Aznar decidió nombrar a Mariano Rajoy— organizó la habitual comida de ratistas de cada año, en la que se juntaron unas 30 personas que fueron miembros de su equipo en Economía.

Este año ese encuentro tenía un interés especial porque había algunos ministrables. Sin ir más lejos, en la mesa del exvicepresidente —la comida se dividió en varios grupos— se sentó Luis de Guindos, una persona de confianza de Rajoy que está en todas las quinielas para ministro de Economía. También acudió, aunque llegó al final, Elvira Rodríguez, otra ministrable.

Según algunos de los asistentes, en un ambiente muy relajado, hubo algunas bromas sobre la posibilidad de que algunos comensales pasen al Gobierno de Rajoy, aunque sobre todo se habló de economía y del sector financiero, en el que han recalado muchos ratistas, entre ellos el exvicepresidente, que lidera Bankia.

Hubo algunas ausencias notables, sobre todo la de Cristóbal Montoro, otro ministrable que no pudo acudir porque tenía un acto importante en Sevilla con Javier Arenas. Tampoco estuvo Juan Costa ni Vicente Martínez Pujalte, que se recupera favorablemente de un reciente accidente. Sí estaban otros ratistas como Juan José Güemes, que dejó la política pero podría volver si le llamaran.

La gran pregunta sigue siendo si Rato volverá o no a la política. Todos los consultados, por lo que vieron ayer y porque le conocen, aseguran que no, que él está concentrado en Bankia y tiene mucha tarea por delante con todas las especulaciones sobre una posible fusión con otras entidades para resolver sus problemas.