Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La CEOE aboga por recuperar al aprendiz con un salario por debajo del mínimo

En 2010, ya se sugirió implantar un contrato sin cotizaciones, con sueldo inferior al salario mínimo La propuesta se inspira en el modelo alemán, que combina estudios con prácticas remuneradas

El vicepresidente de la CEOE y presidente de la patronal del Metal (Confemetal), Javier Ferrer, ha propuesto recuperar la figura del aprendiz, con un sueldo inferior al salario mínimo interprofesional hasta que acabe el periodo de formación y se incorpore definitivamente a la empresa.

Ferrer ha reconocido en una entrevista con Efe que puede ser criticado por este planteamiento, pero ha afirmado que el salario mínimo (641,4 euros al mes) "evita" que los jóvenes, cuya tasa de paro está en el 48 %, puedan acceder a un primer trabajo.

Su propuesta, según ha explicado el vicepresidente de la CEOE, se enmarca dentro del modelo dual de formación alemán, que combina los estudios con las prácticas remuneradas en las empresas. Este sistema prevé que, una vez terminada la formación escolar, con 16 o 19 años, el joven acceda a una empresa como aprendiz. En esta situación puede permanecer entre dos y tres años y medio. Durante este periodo, al mismo tiempo que trabaja, acude también a una escuela de formación profesional para completar su educación teórica.

Para el presidente de Confemetal la formación dual alemana es "muy buena" y "no se diferencia mucho de los antiguos aprendices que había en España y que nos cargamos". Lo que se propone es que un joven que salga de una formación profesional tenga un salario inicial de "300, 400, 500 euros" para que pueda entrar en una empresa, ha explicado el presidente de Confemetal.

En cuanto a si los salarios han de ligarse a la productividad, Javier Ferrer ha considerado que en una situación como la actual subir los sueldos es "suicida" y costaría puestos de trabajo.

Esto no significa que haya que bajarlos, sino que hay que ser razonables a la hora de fijar nuevas subidas, ha aclarado el vicepresidente de la CEOE.

En 2010, el director de relaciones laborales de la CEOE ya sugirió implantar un nuevo contrato sin cotizaciones sociales, con sueldo inferior al salario mínimo, sin indemnización por despido y sin derecho a paro. La patronal reculó inmediatamente -su presidente, Gerardo Díaz Ferrán aseguró que había sido un ejemplo-, pero la propuesta causó indignación entre los sindicatos, que no dudaron en reclamar a los empresarios que usen los contratos que ya existen.

Impuestos a las grandes fortunas

Respecto a si hay que subir impuestos a las grandes fortunas o a los bancos para recuperar la actividad económica, el dirigente de la patronal empresarial considera la propuesta de "magnífica demagogia".

En su opinión, lo que hay que hacer es bajar impuestos y "no de los que se habla siempre", sino del Impuesto de Bienes Inmuebles que se aplica a las naves industriales por los Ayuntamientos, a los que ha acusado de duplicarlo en un momento de crisis y de no "ajustarse el cinturón" como lo están haciendo los empresarios.