_
_
_
_
_

Ni negociación ni medidas de gracia

Las asociaciones deseaban que la banda terrorista anunciara su disolución sin condiciones

Las asociaciones de víctimas no creen que el comunicado de ETA anunciando "el cese definitivo" de su actividad armada sea "el final". Deseaban que la banda anunciara su disolución sin condiciones y la entrega de armas. Lo deseaban, pero no lo esperaban. Así es cómo los principales colectivos de víctimas quieren que terminen los 50 años de terror etarra.

Ángeles Pedraza, (AVT):  "No quiero que el final de ETA sea negociado". La presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo asegura que desea "una derrota total, sin condiciones", de la banda. "Y eso no es rencor, es justicia", añade. "A nuestros familiares ya no nos los van a devolver, pero nos gustaría ver que ETA anuncia que se disuelve, que entrega las armas y que se compromete a cumplir año a año las condenas íntegras que se les impongan por todos los crímenes que cometieron. El final de ETA es la derrota de ETA. Cualquier otra cosa es amnistía. Y las víctimas ya hemos sido demasiado generosas: solo pedimos justicia, no venganza".

Más información
ETA pone fin a 43 años de terror
El comunicado de ETA y las reacciones
VÍDEO: Tres encapuchados leen el comunicado de la banda
Las claves del comunicado
GRÁFICO: Las víctimas de ETA
Descárgate y lee el comunicado etarra

Respecto a cómo debería el Gobierno gestionar ese final de la banda, Pedraza opina: "No deberían dar terceros grados, ni acercamientos a los presos. El Gobierno, sea del color que sea, debe tener una firmeza absoluta y apoyar a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado a que persigan, detengan y metan en la cárcel a todos los etarras. Tengo la esperanza de que el PP lo va a hacer. EL Gobierno actual ha tenido un doble discurso con ETA".

Jorge Mota (Covite). "ETA tiene aún mucha cuerda". Para el Colectivo de Víctimas del Terrrorismo del País Vasco este tampoco era el comunicado que deseaban. "No queremos ser una piedra en el camino, pero igual que nosotros respetamos la ley, nos gustaría que ellos también la respetaran. El final de ETA pasa porque colaboren con la justicia y esclarezcan todos los crímenes sin resolver, porque entreguen las armas y se disuelvan. No queremos que se aplique a los presos políticas de gracia", afirma Jorge Mota. "Están muy debilitados, pero ETA tiene todavía mucha cuerda. Y Bildu, legalizada".

Francisco José Alcaraz (Voces contra el terrorismo)."ETA no va a terminar nunca. Solo puede ser derrotada".  Alcaraz, expresidente de la AVT y ahora en Voces contra el terrrorismo cree que el  comunicado obedece "a la hoja de ruta de los acuerdos que el Gobierno de Zapatero ha firmado con ETA". "Me da igual lo que diga ETA porque ETA no va a terminar nunca. No va a terminar hasta que no sea derrotada y para eso hace falta un cambio de Gobierno. El actual ha sacado a los etarras de los pisos franco para meterlos en las instituciones. Hace falta un nuevo Gobierno con voluntad de derrotar de verdad a ETA. No hay que gestionar ningún final del terrorismo. Solo ponerles las esposas".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Alcaraz cree que "el arrepentimiento no existe" y es partidario de la "cadena perpetua revisable" para los etarras.

Daniel Portero (Dignidad y Justicia): "A ETA no hay que creerla, hay que vencerla". "Un comunicado, para mi no tiene mucha validez. Me importan los hechos: que entreguen las armas, que se entreguen a la justicia". "Hay que empezar otra vez desde cero. Mientras no entreguen las armas no se puede hablar de final. Las palabras son huecas. El Gobierno debería aplicar el Estado de derecho y la ley como hasta ahora. Y Bildu, el brazo político, no puede estar en las instituciones mientras ETA, el brazo armado, no se haya disuelto". 

 

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Natalia Junquera
Reportera de la sección de España desde 2006. Además de reportajes, realiza entrevistas y comenta las redes sociales en Anatomía de Twitter. Especialista en memoria histórica, ha escrito los libros 'Valientes' y 'Vidas Robadas', y la novela 'Recuérdame por qué te quiero'. También es coautora del libro 'Chapapote' sobre el hundimiento del Prestige.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_