Seis ciudades costeras se unen para exigir el eje litoral

Los ayuntamientos de Málaga, Almería, Vélez Málaga, El Ejido, Motril y Almuñécar exigen que se presione a la Comisión Europa

Los ayuntamientos de seis ciudades mediterráneas andaluzas, Málaga, Almería, Vélez Málaga, El Ejido, Motril y Almuñécar, las confederaciones de empresarios de las dos primeras provincias y la Cámara de Comercio almeriense suscribieron ayer una declaración en la que exigen al Ministerio de Fomento y a los Gobiernos autonómicos afectados que hagan todas las gestiones pertinentes ante la Comisión Europea para que programe el Corredor Ferroviario Mediterráneo, una infraestructura que consideran “necesaria y estratégica”.

Las ciudades firmantes piden que se ratifique el compromiso de ejecutar el corredor, incluido el tramo entre Almería y Algeciras, en un plazo de 10 años y, “en cualquier caso antes de 2030”. Piden que el proyecto permita la compatibilidad de usos de viajeros y mercancías, la integración territorial y compatibilidad con otros medios de transporte y que se minimice el impacto medioambiental “y visual” en su construcción.

Las seis ciudades andaluzas se reunieron ayer, pocos días antes de que la Unión Europea tome una decisión sobre la programación de los corredores de transportes, porque “ahora más que nunca es exigible el apoyo explícito de las ciudades afectadas” y recordar que “existen razones de peso que exigen el compromiso del corredor Mediterráneo. Así, entienden que el eje paralelo a la costa mediterránea es “el camino más corto para llegar a Europa central”, y que las ciudades implicadas representan casi el 60% de la población española, el 70% de la capacidad turística nacional, y acumulan el 60% del tráfico ferroviario.

Nudo malagueño

A la jornada reivindicativa celebrada ayer en el Ayuntamiento de Málaga acudió Joan Amorós, secretario general de Ferrmed, una asociación empresarial intersectorial europea constituida en 2004 para fomentar las redes ferroviarias de transporte en el continente. Amorós, además de defender el proyecto del corredor mediterráneo, consideró una “injusta y grave anomalía que Málaga haya quedado excluida de los grandes nodos urbanos de la Unión Europea”. El Gobierno español ha definido como tales a Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Bilbao y Palma de Mallorca.

“Es totalmente inaceptable”, insistió Amorós, porque Málaga ofrece masa crítica más que suficiente por su densidad socioeconómica, el impacto estratégico y las posibilidades de enlaces con otros países y con el mercado global.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50