Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Es intolerable que los presos condicionen el fin de ETA a la amnistía"

El fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, asegura: a EL PAÍS “Después de la T-4, todos los pasos los tienen que dar ETA y la izquierda abertzale"

“La Fiscalía está en la misma línea que el Gobierno. Nos hemos opuesto a la legalización de Sortu y a Otegi le ha caído una condena importante”

El fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido ha manifestado a EL PAÍS que le ha parecido “intolerable y una vergüenza” que los presos etarras condicionen el acuerdo de Gernika a una serie de exigencias entre las que se cuentan “una amnistía” y el “derecho a decidir” y ha criticado duramente que el colectivo haya sido representado por personas con delitos de sangre, lo que“agrava la situación de daño a las víctimas”, dijo en alusión a Jon Agiriano y Gloria Rekarte. Conde-Pumpido aseguró que el Gobierno, el ministerio del Interior y la Fiscalía están de acuerdo en que “todos los pasos tiene que darlo ETA y la izquierda abertzale”.

Por la mañana,en unas breves declaraciones hechas en el Congreso después de entregar al presidente de la Cámara, José Bono, la última memoria de la Fiscalía General del Estado, Conde- Pumpido calificó de"intolerable" el comunicado difundido por los4 presos de ETA, si entraren otras consideraciones. "Lo único que esperamos de ellos es que se disuelvan” añadió “y mientras eso no suceda seguiremos luchando con todo rigor contra los que están cerca de ETA”.

En declaraciones a EL PAÍS, Conde-Pumpido explicó. “Si estamos ante un proceso que se ha calificado de unilateral para que se abandone la violencia, lo que ya no es admisible en el momento actual, y me parece intolerable y una vergüenza, es que el comunicado diga que suscriben el acuerdo de Gernika, pero a continuación se condiciona a una serie de exigencias que van desde una amnistía, la derogación de la doctrina Parot o que se eliminen el límite máximo de 40 años de cumplimiento”.

 “No es presentable”, insistió, “que digan que apoyan un proceso de desaparición definitiva de la violencia, pero unido a una exigencia como el derecho a decidir, que le da un contenido político.Desde ese punto de vista, me parece intolerable”.

El fiscal general criticó duramente los presos se hayan hecho representar “por personas con delitos de sangre, incluido el asesinato de un niño”, delitos que son “inasumibles por los ciudadanos y una ofensa para el conjunto de las víctimas de ETA”. Conde-Pumpido opinó que los presos deberían haber elegido personas “más neutras” que Jon Agiriano o Gloria Rekarte , que “agravan la situación de daño a las víctimas”.

Conde-Pumpido insistió después en que es ETA la que tiene que dar todos los pasos y anunciar su disolución. “En este momento no estamos ante un proceso de paz. Después dela T-4, son ellos los que tiene que dar todos los pasos. Ellos han dado un paso pequeño y han obtenido un beneficio importante, como es la presencia de Bildu en las instituciones. El siguiente paso, para el que imponen una serie de condiciones, me parece absolutamente intolerable”, aseguró.

Frente a quienes han querido ver que el fiscal se separa de la opinión del Gobierno sobre el comunicado, Conde-Pumpido lo dejó claro: “El Gobierno, el Ministerio del Interior y la Fiscalía están de acuerdo: todos los pasos tiene que darlos Eta y la izquierda abertzale. La fiscalía está en la misma línea que sigue el Gobierno. Acabamos de presentar un escrito de 200 folios oponiéndonos a la legalización de Sortu, igual que ha hecho el Gobierno, a través del abogado del Estado y en la Audiencia Nacional,ha recaído una condena importante a Otegi”, concluyó.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información