Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
REACCIONES

El Gobierno valenciano ve la apertura de juicio como una “cuestión de trámite”

El Gobierno valenciano: “Es una cuestión de trámite”

La primera reacción del Gobierno valenciano a decisión del juez de sentar en el banquillo al presidente Francisco Camps por el caso de los trajes ha sido cerrar filas. "No compartimos el auto. Ni este Gobierno ni los valencianos que nos dieron el apoyo. Este Gobierno continúa trabajando y con un apoyo cerrado, incondicional, al presidente Camps", ha respondido la portavoz del Gobierno valenciano, Lola Johnson, a la primera pregunta sobre el tema en la rueda de prensa tras la reunión semanal del Ejecutivo. La primera reacción del PSOE ha sido apuntar hacia arriba: exigir a Mariano Rajoy que obligue a Camps a dimitir porque este caso de los trajes es solo "el principio del calvarios judicial de Camps", según Antonio Hernando, secretario de política territorial del PSOE.

Nada cambia políticamente"

Lola Johnson, portavoz del Gobierno valenciano

"Valorar el auto sería casi prepotente", ha afirmado Jonhson, pero no ha respondido si Camps dará explicaciones políticas de su situación. "Estamos conociendo el auto y lo valoraremos",  se ha defendido la portavoz de Camps.

"Nada cambia políticamente", alega Johnson, que ha dicho no haber leído el auto del juez Flors pero ha insinuado que "es una cuestión de trámite". "El presidente se plantea cumplir el mandato de cuatro años que recibió el 22 de mayo", añade.

La dirección nacional del PP, el partido de Camps, esperará a leer con detalle las 22 páginas del auto de procesamiento al presidente de la Generalitat antes de pronunciarse públicamente sobre la decisión de juzgar al presidente y a tres de sus colaboradores. Fuentes de la cúpula del PP han indicado a Efe que por ahora no tienen intención de buscar dimisiones o ceses.

Piense en los intereses de los valencianos y no de su partido"

Antonio Hernando, dirigente del PSOE

El líder del PP, Mariano Rajoy, ha insistido en su apoyo público a Camps. La última vez durante la campaña de las elecciones locales celebradas el 22 de mayo. Ante más de 10.000 personas congregadas en la plaza de toros de Valencia, Rajoy exclamó: "Paco eres un gran presidente. Tienes mi amistad sincera y mi apoyo".

A él, a Mariano Rajoy, han apelado los socialistas en su primera reacción. El secretario de política territorial, Antonio Hernando, ha comparecido para reclamar al líder del PP, Mariano Rajoy, que inste a Francisco Camps a dimitir como presidente de la Generalitat valenciana porque este caso es solo "el principio del calvario judicial de Camps". "Luego vendrán el caso de los contratos públicos, de los viajes del Papa... ", ha advertido el dirigente socialista.

lo que yo pueda opinar es irrelevante, lo que opina Rajoy no"

José Blanco, portavoz del Gobierno

Hernando ha recalcado que Camps debe ser sustituido "pensando en los intereses de los valencianos y no de su partido", el Partido Popular.

José Blanco, en su estreno como portavoz del Gobierno, no ha querido opinar sobre el auto en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros. "Respetamos todas las decisiones judiciales y tenemos la costumbre de no comentarlas". Y ha añadido: "Y le diré en tono distendido que lo que yo pueda opinar es irrelevante, en todo caso lo que pueda opinar Rajoy". 

Alguien quiere echarle de la política mientras otros le abren la puerta a Bildu"

Rita Barberá, alcaldesa de Valencia.

Los dirigentes del PP valenciano insisten en quitar importancia a la decisión judicial. El presidente del partido en Castellón, Carlos Fabra, también sospechoso de corrupción, ha señalado que Camps sigue teniendo toda su "confianza" y que el hecho de que se tenga que sentar en el banquillo "no implica absolutamente nada". La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, se ha despachado así: "Alguien quiere echarle (a Camps) de la política mientras otros le abren la puerta a Bildu". Javier Arenas, líder del PP andaluz, ha dicho que quiere hablar con Camps antes de pronunciarse sobre el asunto.

José Luis Peñas, el edil del PP que denunció el caso (luego lo expulsaron), considera que el juicio contra Camps será una oportunidad para que aclare sus "mentiras" sobre los trajes que supuestamente recibió de una trama corrupta porque es "un político que ha hecho pasar a los españoles por tontos"

Los socialistas valencianos exigen la dimisión y un pleno urgente

“Es un auto definitivo, contra el que no cabe recurso, y no cabe decir que no sabe nada [en alusión a Camps], no lo he leído o no me gusta”, ha dicho el secretario general de los socialistas valencianos, Jorge Alarte, tras conocer el auto que sentará al presidente de la Generalitat en el banquillo por el caso de los trajes. Alarte ha pedido a Camps que renuncie a su cargo, y al líder del PP, Mariano Rajoy, que explique si mantiene su apoyo a Camps, en línea con la posición de la cúpula socialista.

Así se ha expresado Alarte en rueda de prensa celebrada tras conocerse el auto del magistrado del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana, José Flors.

El portavoz socialista en Les Corts Valencians ha solicitado la convocatoria urgente de un pleno para que Camps explique cómo se va a enfrentar a esta situación, y ha instado al PP a que emplee su mayoría absoluta para elegir un nuevo presidente de la Generalitat. “Nosotros la facilitaremos”, ha añadido. “El PP debe poner al frente a un ciudadano honrado”.