Cerca de un centenar de personas impide el arresto de una exdirigente de Batasuna

Aurore Martin es objeto de una orden de detención emitida por la Justicia española La joven, de 32 años, estaba en la clandestinidad desde diciembre Deberá ser juzgada por sus actividades entre 2005 y 2008 en dicha formación

La exdirigente de la formación de Batasuna Aurore Martin ha evitado su detención gracias a un centenar de personas, que se han atrincherado en su casa, en la localidad de Bayona (Francia), donde se encontraba cuando la división nacional antiterrorista de la Policía Judicial se personó para detenerla. En octubre de 2010 el Tribunal de Apelación de Pau decidió aceptar la euroorden planteada por España y entregar a Martin, dirigente de Batasuna en Francia -donde esta formación política es legal- por delito de pertenencia a banda terrorista.

Medio año después la exdirigente salió de la clandestinidad y la policía no ha tardado en ir a buscarla. Cuando la gente del barrio y militantes de la agrupación Askatasuna se percataron de la presencia de los coches policiales se personaron en la casa, situada en el centro de la ciudad, para evitar esa detención, y rodearon posteriormente a la exdirigente para alejarla de los agentes. Tras este altercado, Martin ofreció una comparecencia improvisada en denuncia del mandato emitido por la Justicia española, aunque reconoció que se esperaba ser detenida y entregada a España.

kazeta.info

La militante independentista, de 32 años, fue elegida miembro de la Mesa Nacional de Batasuna el 18 de marzo de 2006 en representación del territorio vascofrancés de Baja Navarra y fue candidata en las pasadas elecciones cantonales celebradas en Francia el pasado marzo, pese a que ya entonces la Justicia francesa había dado luz verde a su entrega a España. Debía ser entregada a España según un dictamen definitivo del Tribunal Supremo de Francia para ser juzgada en relación con sus actividades entre 2005 y 2008 en Batasuna en territorio español y es objeto del mandato de arresto emitido en octubre de 2010 por delitos de terrorismo, después de que no se presentara en la comisaría como debía por encontrarse bajo control judicial.

Martin avisó el pasado fin de semana que su salida de la clandestinidad no es casual, sino que coincide con la subida de la coalición Bildu en las elecciones municipales del 22-M.

La izquierda abertzale ha reaccionado a la noticia de la detención frustrada aplaudiendo la "movilización popular" y "el compromiso y la actividad del plural y amplio movimiento conformado en los últimos meses por miles de personas y cientos de cargos electos" del País Vasco y Francia en contra de las euroórdenes.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS