crisis del coronavirus

Cruz Roja, FESBAL y Danone se unen en ‘Una Gran Familia’, iniciativa para ayudar a los niños vulnerables

La campaña solidaria busca que un millón de menores accedan a una alimentación saludable

Vicente del Bosque coopera con Cruz Roja y FESBA en la campaña 'Una gran familia'. En vídeo, declaraciones del exentrenador de fútbol.EUROPA PRESS

“¿Cómo de grande es tu familia?”. Con esta premisa comienza la campaña lanzada por Danone en colaboración con Cruz Roja y los Bancos de Alimentos. Su objetivo es que los niños y niñas más vulnerables, azotados por la crisis sanitaria de la covid-19, tengan acceso a una alimentación sana. La iniciativa, denominada Una gran familia para un millón de niños[este es el reto que se han propuesto los promotores], consiste en que cada vez que se compre un pack de los yogures de la marca, la empresa donará parte del dinero del producto a una entidad social. Además, con el simple registro en su página web también se puede ayudar a estos pequeños.

La campaña, que se ha presentado este miércoles en un evento en directo en YouTube, ha sido dirigida por la periodista y Premio Ondas 2019, Alejandra Andrade, y ha contado con la colaboración de Olga Díaz, de Cruz Roja; Ángel M. Franco, del gabinete de comunicación de FESBAL [Federación Española de Bancos de Alimentos]; Paula Crespo, nutricionista, Vicente del Bosque, exseleccionador español, Carles Puyol, exjugador del Barcelona y Paolo Tafuri, director general de Danone España.

Más información

“Todos sabemos que esta pandemia ha dejado una enorme emergencia mundial. No solo es una crisis sanitaria, sino también económica y social”, ha comenzado la periodista. “En España hay un millón y medio de personas que dependen directamente del Banco de Alimentos y, además, hay 123.000 familias en las que no entra ningún tipo de ingreso, y en esos hogares viven niños y niñas”. Por eso, Andrade ha recalcado que es necesario que todos “nos unamos, no solo como sociedad o país, sino como una gran familia, porque al final son ellas las que se ocupan de los suyos”.

Los estragos de la crisis en los más vulnerables

Olga Díaz, subdirectora de Intervención Social de Cruz Roja, ha recalcado que, según lo que han observado en otras pandemias, desde marzo ya intuían que iba a desembocar en una crisis social: “Desde entonces, realizamos un llamamiento donde el principal objetivo era ayudar a los colectivos más vulnerables”. Trabajaron las áreas de inmersión digital, distribución de medicamentos e inclusión social, “la mayor necesidad que encontramos es la cobertura de necesidades básicas, especialmente la alimentación”.

“Los datos nos dicen que el 29% de los niños y niñas en España se encuentra en una situación de pobreza infantil o de exclusión social”, ha añadido. Ante las peculiaridades del confinamiento que afectaban a la distribución de alimentos, la Cruz Roja montó un dispositivo en el que un grupo de personas llevaban los productos de más necesidad, de esos lotes de alimentación, a las familias más vulnerables. Los estragos de la pandemia han hecho que muchas familias que tenían cubiertas sus necesidades hayan visto de la noche a la mañana que ya no lo están. “Un dato sorprendente y alarmante es que de los más de dos millones que atendemos en Cruz Roja, un 72% de ellas nunca había acudido antes de la crisis”, ha señalado Díaz.

Ángel M. Franco, del Banco Alimentos, ha querido señalar que la situación actual muestra “una situación dramática”. “Hay mucha demanda. Además de los 54 bancos que tenemos en España, trabajamos con ONG sociales, de cercanía, que son las que conocen las situaciones de cada familia y que, a su vez, trabajan en cooperación con los ayuntamientos. Todo es gestionado por nuestro centro de control, para garantizar que esas personas realmente necesitan los alimentos”, ha explicado. “En el caso de esta pandemia, su característica más particular es que, aparte de ser un problema sanitario, está teniendo unas consecuencias económicas, laborales y sociales tremendas; ha paralizado la economía sumergida, se ha quedado bloqueada y, por ello, muchas familias se han quedado sin ingresos, lo que las ha llevado a la incapacidad de conseguir alimentos”, ha incidido.

Los niños, los más castigados por la pandemia

“Nosotros hemos detectado que la mayoría de las familias que atendemos son unidades familiares con hijos a cargo. Y estamos viendo que tanto en el ámbito social como en el educativo o el alimentario, el grupo social más afectado son los niños”, ha señalado Díaz. Por todo ello, para la experta, la iniciativa Una gran familia supone una acción muy importante para que todas esas familias vulnerables consigan cubrir las necesidades básicas: “La alimentación es un derecho para los niños y las niñas, y para nosotros, desde Cruz Roja, es una prioridad”. Por su parte, Franco ha señalado que “esta campaña es fundamental porque además, en el caso particular de los menores, no tener una alimentación sana y adecuada tendría una incidencia en su futuro desarrollo tanto físico como intelectual. Iniciativas como esta ayudan a que esa alimentación sea cubierta y sea más rica y variada”.

Por su parte, Paolo Tafuri, de Danone, ha señalado que para ellos, como empresa, se trata de una campaña muy importante: “Tenemos que hacer algo por los niños y las niñas que tienen carencias de alimentación. Este es el objetivo de Una gran familia”. “Una alimentación saludable ahora, y siempre, debería ser un derecho”, ha continuado el presidente, “en particular para los menores. Además, dar de comer es un acto de amor increíble. Saber que hay niños que no tienen esos derechos nos ha hecho reaccionar, y hemos unido esfuerzos con estas unidades sociales para intentar satisfacer estas necesidades básicas de estas familias”. Tafuri ha explicado que, desde Danone, han hecho un programa que se llama Alimentar con amor; y que con Una gran familia quieren ofrecer a un millón de niños una respuesta. “Y solo lo podemos hacer con el esfuerzo de todos”, ha concluido.

Vicente del Bosque y Carles Puyol son las caras visibles de esta campaña. Del Bosque ha señalado que, para él, esta iniciativa es extraordinaria: “Que dos entidades sociales como Cruz Roja y Banco Alimentos se alíen para que los niños entiendan que el deporte y el comer sano es lo mejor. Si esto se entiende, entonces, habremos avanzado y concienciado a parte de la sociedad que todavía no creen en ello”. Por su parte, para Puyol, esta iniciativa es “muy necesaria para que todos, o el mayor número posible de niños, tengan las necesidades básicas de alimentación cubiertas”. “Estamos en un momento delicado, y solo lo podemos superar si somos una gran familia. Al final, es lo mismo que cuando con el míster formábamos el mismo equipo. Si no estábamos unidos, y no éramos solidarios, no podíamos conseguir los objetivos”, ha concluido el deportista.

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.