Elecciones EE UU

El reto de la participación de los latinos y las mujeres en las elecciones de Estados Unidos

Michelle de la Isla, candidata por Kansas, Teresa Leger Fernandez, por Nuevo México, y la secretaria de Estado de Rhode Island, Nellie Gorbea, hablan en un foro de EL PAÍS sobre los desafíos de la cita electoral

En vídeo, retransmisión en directo de la mesa de debate en la que participan la Secretaria de Estado de Rhode Island, Nellie Gorbea; Michelle de la Isla, candidata por Kansas; y Teresa Leger Fernandez, por Nuevo México.DIRECTO: QUALITY

El voto de los latinos y las mujeres en Estados Unidos es complejo, cambiante y muy diverso. Esta ha sido la idea central en el foro virtual organizado este lunes por EL PAÍS con políticas latinas estadounidenses. Las candidatas demócratas al Congreso Michelle de la Isla, de Kansas; Teresa Leger Fernandez, de Nuevo México; y la secretaria de Estado de Rhode Island, Nellie Gorbea, han conversado con Jan Martínez Ahrens, director de EL PAÍS América; sobre los retos a los que se enfrentan al participar activamente en la política de Estados Unidos.

En Estados Unidos unos 32 millones de latinos participarán en las elecciones de este año y las tres políticas han coincidido en que para comprender a este sector de la población es necesario reconocer su diversidad. “Es muy importante rechazar la hipótesis de que las mujeres solo votan por mujeres y que los hispanos solo votan por hispanos”, ha comentado Leger Fernandez, de Nuevo México. La candidata al Congreso ha asegurado que los latinos reflejan la identidad de sus comunidades y que pueden estar en los lugares donde se toman las decisiones. “Podemos ser lo que podemos ver”, ha dicho.

Para Nellie Gorbea, la secretaria de Estado de Rhode Island, hay un patrón bastante claro en el que los latinos tienden a alinearse a los sectores dominantes de la región donde viven. “En los estados más conservadores, los latinos votan a los conservadores. Tienden a votar según la corriente de su ubicación geográfica y es algo de lo que no se ha hablado mucho”, dijo. Michelle de la Isla, candidata al Congreso por Kansas, ha explicado que aunque ella vive en una región donde la comunidad latina no es dominante, ha logrado percibir que los hispanos votan en función de su sistema de creencias y que no suelen ser un bloque uniforme. “Hay latinos que son más conservadores y también hay latinos liberales, hay de todo. Somos una comunidad extremadamente compleja”.

Las tres políticas han hablado de la importancia de que más mujeres consigan abrirse espacios en los cargos públicos. “El Partido Demócrata es una incubadora para las mujeres”, ha asegurado Leger Fernandez. A través de organizaciones como Emily’s List y Poder PAC, los demócratas han preparado a las mujeres para participar en campañas políticas y después para desempeñar los cargos públicos para los que son elegidas. Las políticas han estado de acuerdo que en que el Partido Republicano no ha conseguido movilizar a las mujeres y que pocas de ellas tienen oportunidades para desarrollar una carrera política a través de esa plataforma. “El Partido Republicano ha perdido el tema de la decencia”, ha zanjado Gorbea.

Cuando Estados Unidos ya acumula 219.000 muertes por coronavirus, según datos de la Universidad Johns Hopkins, la escena política ha tomado como un tema fundamental el avance de la pandemia del coronavirus. Las políticas han reconocido que la población latina se ha visto afectada significativamente por la enfermedad. “Muchos de ellos trabajan en empleos esenciales y generalmente viven en hogares más humildes donde hay varias personas, algunos de ellos se contagiaron y contagiaron a sus familias”, señaló Gorbea. Para Leger Fernandez, la pandemia ha desnudado la desigualdad que ya existía en Estados Unidos y ha demostrado que todavía es un reto para el Gobierno llegar a esas comunidades y darles acceso a servicios públicos.

Entre las preocupaciones de las tres políticas están la discriminación y el racismo estructural en Estados Unidos. “Es un momento histórico para enfrentarnos al racismo”, ha dicho la candidata de Nuevo México. Las movilizaciones de grupos con armas que proclaman los dichos del supremacismo blanco se ha convertido en un complejo problema para abordar en las ciudades. Michelle de la Isla, que es candidata a congresista en Kansas y ahora es alcaldesa de Topeka, asegura que en su región el cambio ha sido notorio. “Nosotros hemos visto un alza significativa de la supremacía blanca, lo que se está hablando es preocupante”.

El próximo 3 de noviembre los estadounidenses irán a las urnas para elegir al próximo presidente. “Kamala Harris hizo historia al ser la candidata a vicepresidenta, no solo por ser mujer, sino por la diversidad que hay en su historia”, explicó De la Isla. Las políticas no se imaginan un país en el que Donald Trump sea presidente durante cuatro años más. “Soy optimista radical, este país no puede tener cuatro años más de Donald Trump. Joe Biden va a ganar”, ha dicho Leger Fernandez. “Cuatro años más de Trump es el fin del país, tiene que ganar Joe Biden”, añadió Gorbea.

Suscríbase aquí a la newsletter sobre las elecciones en Estados Unidos

Más información