La policía sudafricana investiga la muerte de 21 menores de edad en una discoteca en el sur del país

Las víctimas tenían entre 13 y 17 años. La causa de los fallecimientos aún no se ha establecido

Una patrulla de policía sudafricana en una imagen de archivo.
Una patrulla de policía sudafricana en una imagen de archivo.MANASH DAS / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO (Europa Press)
Lola Hierro Agencias
Ciudad del Cabo -

La policía de Sudáfrica investiga la muerte de al menos 21 menores de edad, que fueron hallados muertos en una discoteca en un barrio marginal de mayoría negra en la ciudad de East London, en la provincia de Cabo Oriental, en el sureste del país, según informan este domingo medios locales. Por el momento, se desconocen las circunstancias que rodean el suceso y la causa de los fallecimientos.

En un primer momento, se difundió que las víctimas eran 22 y tenían entre 18 y 20 años, pero luego se estableció que tenían entre 13 y 17 años. A lo largo del domingo han fallecido cuatro jóvenes más que permanecían hospitalizados, por lo que el saldo de muertos es de 21: ocho chicas y 13 chicos. Una persona más se encuentra en estado crítico.

En declaraciones posteriores a la prensa, el ministro de la Policía Nacional, Bheki Cele, ha informado de que las edades de las víctimas están entre los 13 y los 17 años. “Primero ves esos cuerpos durmiendo allí, pero cuando les miras las caras te das cuenta de que eran niños, niños, niños… Me habían dicho que eran jóvenes, pero cuando les ves, te das cuenta de que es un desastre. 21 son demasiados”, ha manifestado el ministro, quien en una de las ocasiones en las que se ha dirigido a las cámaras, a la salida de la morgue, ha acabado rompiendo a llorar.

Desde primera hora de la mañana se ha congregado una multitud de vecinos en los alrededores de la zona acordonada, preocupados por la presencia policial. Entre ellos también han acudido varios padres cuyos hijos salieron la noche anterior de casa para divertirse y no habían regresado. Allí ha sido donde Nomthetheleli Mene, jefa de policía de Cabo Oriental, ha explicado en declaraciones a la cadena de televisión SABC que fueron alertados alrededor de las 4.00 de la madrugada de que había varios “jóvenes” muertos en el local. “Las circunstancias se están investigando y no queremos especular sobre lo que ha podido pasar”, ha agregado otro responsable de la policía local, Tembinkosi Kinana. “Los forenses están recopilando información, no sabemos lo que ha pasado, tenemos que esperar que la investigación siga su curso”, ha detallado.

Según ha declarado una vecina de 17 años, apodada Lolly, a la agencia de noticias Reuters, la discoteca es muy popular entre los adolescentes de la zona. “Todo el mundo quiere que la cierren porque venden alcohol a menores de edad. Todo el mundo está enfadado y triste por lo que ha pasado”, ha dicho. Otro residente ha relatado a los medios locales que la taberna solía estar muy concurrida y que no es la primera vez que se registra algún incidente. En Sudáfrica está prohibida la venta y consumo de alcohol a menores de 18 años, y según la página de Facebook del lugar, el local estaba reservado para una fiesta temática donde iban a celebrarse los cumpleaños de dos personas. Además, el evento coincidía con el fin del curso escolar, este viernes.

Xolile Malangeni, un padre que cree que sus dos hijos pueden estar entre las víctimas, exige que la Junta Provincial de Licores revoque la licencia de bebidas alcohólicas de la taberna. “No quiero decir que la Junta de Licores haya fallado, incluso la policía ha fallado, pero si la policía estaba patrullando y la Junta de Licores dice que la licencia de apertura es a las 2.00, esto ocurrió después de las 3.00 y el propietario conoce las reglas”, ha dicho en declaraciones recogidas por SABC.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

El presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa, que se encuentra en Alemania participando en una cumbre del G7, ha expresado sus condolencias en un mensaje de Twitter: “Mi más sentido pésame a las familias de los 22 adolescentes que perdieron la vida en una taberna en Scenery Park, East London, en las primeras horas de esta mañana”. “Esta tragedia es aún más grave porque ha ocurrido durante el Mes de la Juventud, un momento durante el cual celebramos a los jóvenes, defendemos y promovemos oportunidades para mejorar las condiciones socioeconómicas de la juventud de nuestra nación”, ha expresado.

Durante toda la mañana, la policía y los médicos forenses han trabajado en el interior de la discoteca para recoger indicios de lo sucedido. Ya a primera hora de la tarde del domingo, cuatro furgonetas del servicio de patología forense de Eastern Cape han trasladado los cuerpos a la morgue, donde se les practicará la autopsia y se les realizarán pruebas toxicológicas. La policía ha pedido a los padres que aún esperaban noticias en el exterior de la zona acordonada que se dirijan allí para ayudar con la identificación de las víctimas.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS