Boko Haram

Un grupo armado asesina a más de cien agricultores en Nigeria

La ONU publica este domingo el balance de víctimas, algunas de ellas decapitadas, en un atentado perpretado el sábado presuntamente por el grupo yihadista Boko Haram

Funeral de la matanza el 28 de noviembre de 2020 en Nigeria, perpetrada presuntamente por miembros del grupo yihadista Boko Haram.
Funeral de la matanza el 28 de noviembre de 2020 en Nigeria, perpetrada presuntamente por miembros del grupo yihadista Boko Haram.AUDU MARTE / AFP

Al menos 110 civiles fueron asesinados el sábado en un ataque en los arrozales ubicados en la aldea de Koshobe, en el noreste de Nigeria, de acuerdo con un balance de Naciones Unidas hecho público este domingo. “Hombres armados llegaron en motocicletas y llevaron a cabo un brutal ataque contra hombres y mujeres que trabajaban en los campos de Koshobe. (...) Al menos 110 civiles murieron cruelmente y muchos más resultaron heridos”, dijo el coordinador humanitario de la ONU en Nigeria, Edward Kallon. “Todo el país está herido”, dijo el presidente Muhammadu Buhari.

Las víctimas eran agricultores. Varias decenas fueron decapitadas en el ataque, que comenzó el sábado por la mañana en la aldea ubicada en el Estado nororiental de Borno, donde suele actuar el grupo yihadista Boko Haram. Si bien nadie se atribuyó la responsabilidad de la masacre, Boko Haram ha llevado a cabo matanzas de este tipo en el pasado y se mantiene activo en la región, donde los terroristas han matado al menos a 30.000 personas en la última década. Y ya hay fuentes que les señalan como responsables. “Es sin duda la obra de Boko Haram la que opera en la región y ataca con frecuencia a los agricultores”, afirmó el sábado Babakura Kolo, responsable de una milicia gubernamental.

En Zabarmari, decenas de personas rodearon este fin de semana los cuerpos de los asesinados, que fueron envueltos en sudarios funerarios blancos y colocados en tarimas de madera mientras los clérigos dirigían oraciones por los fallecidos. Mientras tanto ayer, las autoridades seguían buscando cuerpos, especialmente en las zonas pantanosas de los arrozales y en los campos de cultivo. El ataque del sábado ocurrió coincidió con el día de las elecciones locales en el conflictivo Estado de Borno, las primeras organizadas desde el inicio de la insurrección de Boko Haram en 2009.

El número de víctimas mortales se ha ido incrementando según pasan las horas tras el atentado. Después de asistir al entierro de 43 personas, el gobernador de Borno, Babaganan Umara Zulum, informó de que ya se habían contabilizado 70. “A mi llegada me informaron que ahora son 70”, dijo a los periodistas. El gobernador hablaba desde el pueblo de Zabarmari, ubicado muy cerca del campo agredido. Posteriormente, el coordinador humanitario de la ONU elevó el recuento por encima del centenar. La cadena británica BBC asegura que, además de la matanza, una quincena de mujeres fue secuestrada por los asaltantes. Los agricultores “fueron atacados porque el viernes habían desarmado y arrestado a un pistolero de Boko Haram que los había estado atormentando”, dijo Ahmed Satomi, miembro del parlamento local, al periódico Premium Times y citado también por la BBC.

Zulum pidió al Gobierno federal que incremente la presencia de fuerzas de seguridad para proteger a los agricultores de la región. “Por un lado,[estos campesinos] se quedan en casa, pueden morir de hambre y de inanición; por el otro, salen a sus tierras de cultivo y corren el riesgo de ser asesinados por los insurgentes”, se lamentó. Los precios de los alimentos en Nigeria han aumentado drásticamente durante el último año, impulsados por inundaciones, cierres de fronteras e inseguridad en algunas áreas productoras de alimentos.

Más información

Lo más visto en...

Top 50