Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Israel activa por primera vez su nuevo sistema antimisiles en la guerra siria

El escudo protector fue activado el mismo día que el jefe de la diplomacia rusa se reúne por sorpresa con Netanyahu

Una explosión en Quneitra vista desde los Altos del Golán.
Una explosión en Quneitra vista desde los Altos del Golán. REUTERS

Los combates al suroeste de Siria en la provincia de Quneitra provocaron este lunes que se activase por primera vez el sistema defensivo israelí, bautizado como Honda de David y operativo desde hace 16 meses en el norte del país. Según los datos facilitados por los militares hebreos, el escudo protector israelí detectó dos misiles balísticos de corto alcance SS21 —de fabricación rusa, también conocidos como Tochka—, disparados en el marco de la lucha interna entre las tropas del Ejército del presidente sirio, Bachar el Asad, y los grupos rebeldes cada vez más arrinconados cerca de la frontera controlada por Israel en los Altos del Golán.

El Ejército hebreo asegura que cada uno de los proyectiles estaba armado con cerca de media tonelada de explosivos y, aunque inicialmente parecía que se dirigían a la región israelí del Mar de Galilea, finalmente cayeron dentro del territorio sirio, a un kilómetro de la frontera, sin causar bajas. Según fuentes militares citadas por la prensa israelí, se trató de una acción preventiva autorizada por un alto mando del Tsahal —el ejército—. Uno de los misiles sirios cambió de trayectoria en el último momento y se autodestruyó en suelo sirio, pero no está claro si el otro fue interceptado o no por las defensas hebreas. Se trató de una acción preventiva.

El sistema Honda de David desarrollado por la empresa israelí Rafael y la estadounidense Raytheon fue declarado oficialmente operativo en abril del año pasado pero hasta este lunes no se había utilizado en un contexto de enfrentamiento real. Está diseñado para interceptar misiles de medio alcance e Israel lo utiliza como complemento a la Cúpula de Hierro estacionado al sur del país como sistema defensivo frente a cohetes y otro tipo de proyectiles de corto alcance lanzados frecuentemente desde la Franja de Gaza y al sistema Jetz (flecha, en castellano), diseñado para hacer frente a misiles de largo alcance.

Se da la circunstancia de que el incidente se produce el mismo día en el que el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, llegó a Israel para entrevistarse con el primer ministro, Benjamín Netanyahu. Una visita sorpresa, a iniciativa del presidente ruso, Vladímir Putin, motivada por el desarrollo de los acontecimientos en los Altos del Golán. La dureza de los combates en el lado sirio hizo que Israel y Jordania se coordinasen el pasado fin de semana bajo la supervisión de la ONU para sacar del territorio sirio a 800 Cascos Blancos y sus familias, que serán acogidos por Canadá, Reino Unido y Alemania. Israel insiste en que no se inmiscuye en la contienda, pero Siria le acusó el domingo de bombardear una de sus instalaciones militares en Masyaf, en la provincia de Hama.

Más información