Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Robadas en Portugal un centenar de granadas

El ministro de Defensa califica el hecho de "grave" y efectuado por "gente profesional"

Militares portugueses durante unas maniobras.
Militares portugueses durante unas maniobras.

El Ejército portugués ha informado este jueves del robo "de granadas de mano y munición del calibre 9 milímetros" de un polvorín militar de Tancos, una zona junto al río Tajo en el distrito de Santarém en el centro del país, según un comunicado de la propia institución.

El ministro portugués de Defensa, Azeredo Lopes, ha calificado de “grave” el robo de un centenar de granadas de las instalaciones militares de Tancos. “No quedará nada por levantar”, ha anunciado después de conocer el anuncio del Ejército sobre la desaparición del material militar, granadas y munición, principalmente. “Es un hecho grave, no vale la pena quitar valor a la desaparición. Siempre es grave cuando las instalaciones militares son objeto de un acto delictivo y no ha sido robada una pistola ni dos, fueron robadas granadas”. El ministro se encuentra en Bruselas en una reunión de la OTAN.

“El asunto está ahora en manos de la Policía Judicial, mientras que la investigación de la seguridad militar será un asunto que debata con los jefes del Ejército. Vamos a informar a nuestros colegas europeos porque estamos en un espacio sin fronteras y es nuestra obligación dar cuenta de la desaparición de este tipo de material explosivo”, explicó a los periodistas.

El ministro ha reconocido, un día después del robo que desconoce exactamente la magnitud de la desaparición: “en verdad no puedo decir si hay más material robado”, aunque Azeredo Lopes apunta a que el robo fue realizado por gente “bastante profesional”.

La desaparición del material se detectó este miércoles, según la nota oficial del Ejército, cuando en una ronda de vigilancia se comprobó "una violación de los perímetros de seguridad de los Depósitos Nacionales de Tancos".

Tras efectuar una inspección se constató que faltaban "granadas de mano ofensivas y municiones de calibre 9 milímetros", ante lo cual se dio aviso a la Policía Judicial Militar, que ha comenzado las pesquisas pertinentes.

Más información