Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más de 30 muertos en un atentado suicida contra una mezquita en Kabul

El Estado Islámico se ha atribuido el ataque en un templo chií de la capital afgana

La mezquita Baqir-ul-Olom, en Kabul, tras un atentado suicida.
La mezquita Baqir-ul-Olom, en Kabul, tras un atentado suicida. EFE

Al menos 32 personas murieron y otras 85 resultaron heridas después de que un suicida atacara hoy en un templo de Kabul —capital de Afganistán— a los participantes en una ceremonia religiosa de la minoría musulmana chií hazara, en un nuevo golpe contra este grupo en Afganistán, confirmaron a Efe fuentes oficiales. El Estado Islámico se ha atribuido la autoría del ataque, en un comunicado publicado en la agencia de noticias Amaq.

La policía ha acordonado el área alrededor de la mezquita al oeste de Kabul: "Estaba en la mezquita y todos estaban rezando, cuando de repente oímos una explosión y las ventanas se han roto. Salí corriendo", contaba un testigo a la agencia AFP. 

El ataque tuvo lugar alrededor del mediodía (7.30 en la hora GMT) cuando el terrorista se lanzó contra las decenas de personas que participaban en una ceremonia en la mezquita chií de Baqir-ul-Olom, situada en una zona de la minoría chií hazara de Kabul, explicó el departamento de Emergencias del Ministerio del Interior a EFE. El portavoz policial ha explicado que el domingo tuvo lugar en diferentes mezquitas y centros religiosos de todo el país el Arbaín, una importante celebración con la que los chiíes recuerdan la muerte del imán Husein, nieto del profeta Mahoma, entre estrictas medidas de seguridad.

El Estado Islámico publicó un comunicado en el que reconocía estar detrás del atentado, horas después de que los talibán rechazaran cualquier implicación. El portavoz talibán Zabihullah Mujahid indicó en Twitter que "el ataque de hoy no tuvo nada que con los muyahidines del Emirato Islámico", como los talibanes se denominan a sí mismos.

El presidente del país, Ashraf Gani, condenó en un comunicado el "brutal ataque" y expresó su "más profunda tristeza" por una tragedia que es, dijo, un "crimen imperdonable".

"La Unión Europea apoya a las autoridades y el pueblo afganos en la lucha contra el terrorismo y mantiene su compromiso de ayudar a los habitantes para lograr un futuro pacífico y próspero", afirmó la portavoz de la alta representante de la Unión para Asuntos Exteriores, Federica Mogherini, en un comunicado.Bruselas también transmitió sus condolencias a los familiares y amigos de los fallecidos en el atentado y deseó "una pronta recuperación a los heridos".

Ciudadanos afganos observan la mezquita atacada desde detrás de la zona acordonada por la policía.
Ciudadanos afganos observan la mezquita atacada desde detrás de la zona acordonada por la policía. AP

Los atentados de carácter sectario son habituales en Afganistán, donde la minoría chií, especialmente los hazaras, han sido blanco habitual de los talibanes, aunque últimamente este tipo de ataques han sido reivindicados por el Estado Islámico en el país asiático.

En julio, un ataque suicida contra un grupo de hazaras en Kabul causó más de 80 muertos y de 300 heridos cuando participaban en una manifestación.

Afganistán vive un recrudecimiento de su conflicto interno tras la retirada el 1 de enero de 2015 de la misión militar de la OTAN en el país, que ha sido sustituida por otra de apoyo y capacitación que cuenta con alrededor de 13.000 efectivos.

Más información