Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Latinoamérica, en plena carrera para ganarle a la diabetes

El Día Mundial de la Salud recuerda a la región que la enfermedad afecta a más de 40 millones de latinoamericanos

Control de diabetes en mujer embarazada.
Control de diabetes en mujer embarazada.

Si la diabetes nos estuviera desafiando a una carrera, definitivamente llevaría la delantera.

De acuerdo a datos de la Federación Internacional de Diabetes, se estima que más de 40 millones de personas padecen la enfermedad en América Latina y el Caribe, un número que podría escalar a más de 70 millones para 2040.

“El problema de la diabetes es que muchas veces es asintomática en las fases iniciales de la enfermedad y no se detecta a tiempo. Y si se detecta a tiempo, muchas veces no se controla, resultando a menudo en complicaciones”, advierte María Eugenia Bonilla-Chacín, economista y especialista en salud del Banco Mundial.

La diabetes tiene su raíz en la alta prevalencia de obesidad y sobrepeso en la región. La mayoría de los países tiene tasas de más del 50%, según datos de la OMS. Y sus consecuencias son devastadoras: desde ceguera hasta complicaciones renales y amputaciones.

Además, es la primera causa de “años perdidos por discapacidad” en México, una de las tres primeras en varias naciones caribeñas y está entre las 10 principales en el resto de la región, según este informe realizado por la Universidad de Washington y el Banco Mundial.

En 2015, los gastos para controlar la diabetes en las Américas se estimaron en US$382.000 millones (equivalente a entre un 12 a 14% del presupuesto de salud). La cifra podría incrementarse a US$445.000 millones en 2040.

“También es un costo alto para las familias, quienes deben enfrentar los gastos asociados a la enfermedad, además de que las personas pierden años de productividad muy valiosos”, dice Bonilla-Chacín.

Los expertos en salud coinciden en que la diabetes no solo crea una carga en los costos de los sistemas de salud, sino también un problema de la sociedad, con un gran impacto en la economía, por ausentismo laboral, baja productividad y mortalidad prematura.

Apurar el paso

El 7 de abril se conmemora el Día Mundial de la Salud y el tema de este año es la diabetes. Con el lema “Apura el paso. Gánale a la diabetes”, la OMS alerta sobre las consecuencias de esta enfermedad crónica que se produce cuando el páncreas no produce suficiente insulina o cuando el cuerpo no puede utilizar eficazmente la insulina que produce.

Desde una perspectiva individual, lo recomendable es combatir la falta de actividad física y el sobrepeso, que son los principales factores de riesgo para la diabetes tipo 2, que representa más del 90% de los casos de detectados en el mundo.

Por su parte los países también están trabajando para bajar la carga de la enfermedad en la población.

“Por un lado, es clave la promoción de la vida saludable para evitar el sobrepeso, desde implementar actividad física en las escuelas, hasta la creación de rutas para ciclistas o evitar, por ejemplo, la disponibilidad de comida chatarra en los comedores escolares”, recomienda Bonilla-Chacín. “Por el otro, hay que mejorar la detección temprana, que los centro de atención de la salud se acerquen a la población para diagnosticar y asegurarse el control del paciente”.

Justamente, en Argentina una iniciativa para la protección de la población vulnerable contra las enfermedades crónicas no transmisibles del Ministerio de Salud, con apoyo del Banco Mundial, prevé mejorar las capacidades de centros de atención primaria para brindar servicios de calidad en la detección temprana y el control continuo de la obesidad, la hipertensión, la diabetes y otras enfermedades crónicas.

A la vez, se promoverá el consumo de dietas saludables (a través del aumento de la ingesta de frutas y verduras y de la reducción de la ingesta de sodio y grasas “trans”), el fomento de la actividad física y el control del consumo de tabaco.

México por su parte, cuenta con una estrategia nacional para la prevención y el control del sobrepeso, la obesidad y la diabetes, que pretende abordar el problema en su totalidad: integrando los servicios de detección y control clínico, las medidas de regulación sanitaria y las políticas fiscales y de salud pública.

* María Victoria Ojea es productora online del Banco Mundial.