Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un tiroteo con fusiles de guerra provoca la alarma en Marsella

La policía localiza siete Kaláshnikov en una zona de narcotráfico

El suceso se produjo horas antes de la llegada de Valls a la ciudad

Fuerzas de seguridad francesas acordonan el barrio de La Castellane, en Marsella, este lunes. REUTERS-LIVE

La policía ha acordonado este lunes por la mañana el barrio marsellés de La Castellane tras el tiroteo ocurrido en la zona. Según diversos testimonios, el movimiento de una decena de personas encapuchadas alertó a los vecinos del barrio, que llamaron inmediatamente a la policía. Una vez en el lugar, los presuntos delincuentes, que podrían estar relacionados con el tráfico de drogas, han disparado también a los coches policiales. En uno de ellos estaba el director departamental de la seguridad pública Pierre-Marie Bourniquel, que ha dirigido la operación, y que en una entrevista a la cadena de televisión BFM ha confirmado el hecho y ha asegurado que no se había producido ninguna víctima. A primera hora de la tarde las fuerzas especiales han abandonado la zona, tras hallar, según el ministro del Interior Bernard Cazeneuve, un zulo con siete kalashinkov y 20 kilos de drogas.

La tensión ha sido enorme esta mañana en un país que vive todavía bajo cierta psicosis un mes después de las matanzas de París. La operación policial, además, se ha producido unas horas antes de la llegada del primer ministro Manuel Valls, en cuya agenda figura desde la semana pasada un desplazamiento a Marsella previsto, paradójicamente, para felicitar a las fuerzas del orden por el éxito obtenido en los últimos dos años para contener la delincuencia local. Una vez en la ciudad, Valls se ha referido, en efecto, a la reducción de la delincuencia en Marsella, la segunda ciudad de Francia. Se han reducido los robos a mano armada en un 30% en dos años y los episodios de violencia contra las personas en un 20%. También se ha producido un número récord de decomisos de estupefacientes.

El Grupo de Intervención de la Policía Nacional (GIPN) acudió a la zona y un helicóptero la ha sobrevolado. La guardería del barrio, de unos 6.000 habitantes, ha sido desalojada y la policía ha pedido a los habitantes que no salieran de sus casas. Por la tarde, una vez que las fuerzas especiales del GIPN han desalojado la zona sin detenciones, solo han quedado algunos agentes de guardia.

La senadora socialista Sania Ghali, una de las personas que ha alertado a la policía sobre el tiroteo a media mañana (en torno a las 11.00), ha declarado a BFM que la situación de La Castellane es insoportable. "No es la primera vez que hay un tiroteo. Aquí se mezclan problemas de prostitución, de droga, de violencia". Ghali, sin embargo, no cree que la felicitación de Valls a las fuerzas del orden de Marsella sea contradictoria porque la inseguridad en la ciudad era antes aún peor.

Manuel Valls, junto a Bernard Cazeneuve, este lunes en Marsella. REUTERS-LIVE
Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información